JOHANNESBURGO, 16 de junio.- Gertjie, un pequeño rinoceronte de sólo tres meses de edad, fue llevado al Centro para Especies en Peligro de Extinción de Hoedspruit, en Sudáfrica, luego del brutal asesinato de su madre a manos de cazadores furtivos.

Según el centro, Gertjie tiene miedo a dormir debido a que presenció el asesinato de su madre y solloza por las noches. Una cuidadora pasa la noche con él para que pueda descansar.

Por la tarde, el pequeño animal sale a pasear y toma baños de lodo.

gak

Tags:

Comparte esta entrada

POR QUE VISTE ESTA NOTA, TE RECOMENDAMOS

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red