Pobre Hillary

El comentario sobre lo pobres que han sido los Clinton resultó el limón que agrió la que debía ser una fiesta para Hillary.

COMPARTIR 
Ana Paula Ordorica 16/06/2014 00:00
Pobre Hillary

La que tenía que ser una gran semana para Hillary Clinton terminó siendo un desastre. El martes presentó su más reciente libro Hard choices (Decisiones difíciles). Éste es claramente el termómetro de la exprimera dama para tomar la decisión de buscar la candidatura presidencial para 2016 o no.

No por nada concluye en estas memorias sobre sus años al frente del Departamento de Estado estadunidense así: “¿Me presentaré a las presidenciales de 2016? El momento de otra decisión difícil llegará bien pronto.”

Pero en lugar de arrancar con buenas entrevistas y una reacción positiva de la prensa y lectores, Clinton recibió una serie importante de críticas entre otras razones por el comentario que le hizo a la periodista Diane Sawyer sobre que al salir de la Casa Blanca, ella y Bill estaban pobres, quebrados, con deudas, sin un quinto.

En Twitter se volvió trending topic el hashtag #HillaryisSoPoor (Hillary es tan pobre) con una serie de burlas a una mujer cuya fortuna familiar está calculada en 100 millones de dólares.

Por alguna razón los estadunidenses tienen una relación de admiración/odio con Hillary y esta semana se hizo más que evidente. Hillary es vista como una mujer trabajadora, sumamente ambiciosa y que precisamente por ello, es poco lo que la frena a la hora de tratar con temas de dinero y poder.

Por ello, y porque esta semana también se supo que Chelsea Clinton tuvo un trabajo extremadamente bien pagado en NBC News, es que el comentario sobre lo pobres que han sido los Clinton resultó el limón que agrió la que tenía que ser una fiesta para Hillary.

Lo que está viendo ahora la exprimera dama es tan sólo un ejemplo de lo que le espera si decide buscar la Presidencia una vez más. Escrutinio, críticas, dedos señalados tanto por temas trascendentes como por otros bastante irrelevantes.

Así fue cuando su marido era Presidente. Se le cuestionaba su plan de reforma al sistema de salud y también su elección de peinado y estilo de vestir.

Ahora, esta semana se le ha criticado su declaración a Diane Sawyer y lo poco que dice en verdad en el libro que está presentando. Ahí los estadunidenses me parece que están siendo un tanto duros con Hillary, ya que dentro de lo escrito está, por ejemplo, una disculpa por haber votado a favor de la guerra de Irak en 2008, cuando era senadora.

Es bastante raro, creo, no sólo que un político admita que tomó una mala decisión, pero además que pida perdón por ello.

Me parece que mejor sería para los electores americanos tomar en cuenta su legado como la jefa de la diplomacia. La política exterior ha sido en momentos la mayor fortaleza de Obama, pero ahora es una gran debilidad.

La situación en Irak, la falta de resolución del conflicto sirio, el tema ruso y ucraniano son retos importantes para Obama y la manera como EU los ha enfrentado desde que Hillary estaba en el Departamento de Estado son temas mucho más relevantes para juzgar a quien quiere llegar a la Casa Blanca que la elección del título de su libro o una declaración bastante torpe sobre las finanzas personales en una entrevista.

                           @AnaPOrdorica

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red