GUADALAJARA, 23 de marzo.- El alcalde Ramiro Hernández informó la madrugada de este domingo que fue clausurado el estadio Jalisco, luego de la trifulca entre seguidores de Chivas y la agresión a policías en el inmueble, que dejó un saldo de dos uniformados heridos de gravedad.

En su cuenta de Twitter, el edil mencionó que se continúa “con procedimientos de ley ante actos de violencia en el clásico” disputado entre el “Rebaño Sagrado” y los Rojinegros del Atlas, correspondiente a la fecha 12 del Torneo Clausura 2014 de la Liga MX.

En otro tuit escribió: “No corren peligro las vidas de los dos policías con lesiones graves, los resultados de los estudios médicos indican que están fuera de peligro”.

dgp