México y Panamá, valores compartidos

Panameños y mexicanos estamos decididos a estrechar aún más nuestros vínculos para generar mayores oportunidades de bienestar.

COMPARTIR 
México Global 24/03/2014 01:37
México y Panamá, valores compartidos

Vanessa Rubio Márquez*

 

Este 24 de marzo arribará en visita oficial a México el presidente de la República de Panamá, Ricardo Martinelli Berrocal. La presencia del mandatario panameño en nuestro país y el diálogo que sostendrá con el presidente Enrique Peña Nieto son importantes por muchas razones.

En primer lugar, porque permitirá profundizar los vínculos y la cooperación entre México y Panamá, dos países hermanos que comparten valores fundamentales e impulsan su desarrollo económico y social con apertura y confianza en sí mismos, que buscan hacer de la globalización una fuente de oportunidades para el desarrollo.

En segundo lugar, porque nos permite reafirmar nuestra colaboración con un país que ha sido activo promotor de la integración y la concertación en América Central. Desde su participación común en el Grupo Contadora, que, junto con Colombia y Venezuela, ambos países establecieron en 1983, México y Panamá han trabajado juntos para promover la estabilidad, la paz y la prosperidad en la región centroamericana.

En tercer lugar, porque abre nuevas oportunidades de crecimiento económico para nuestros dos países. Panamá es un centro logístico de primera importancia en el mundo y cuenta con una pujante economía —la segunda más competitiva de América Latina y el Caribe, según el Índice Global de Competitividad del Foro Económico Mundial—, lo que le ha permitido mantener tasas de crecimiento económico superiores a ocho por ciento anual desde 2007.

La competitividad panameña y la creciente apertura económica de México explican por qué, siendo el único país de Centroamérica con el que hasta ahora estaba pendiente un tratado de libre comercio, los intercambios económicos y la inversión recíproca han alcanzado montos significativos. El comercio bilateral se ha triplicado en los pasados diez años y en cada uno de los últimos dos años ha superado los mil millones de dólares. Al mismo tiempo, la inversión proveniente de México ha crecido continuamente hasta convertir a Panamá en el segundo destino de las inversiones mexicanas en Centroamérica, con más de dos mil millones de dólares acumulados. Y es especialmente significativo que Panamá ocupe el segundo lugar como inversionista latinoamericano en México y el primero de Centroamérica con más de 800 millones de dólares.

Hoy, panameños y mexicanos estamos decididos a estrechar aún más nuestros vínculos para generar mayores oportunidades de bienestar y seguir promoviendo las mejores causas que hemos defendido como naciones en el ámbito internacional. Para lograr esos objetivos contamos con el enorme potencial de complementación que ofrecen nuestras economías y con la firme voluntad de colaboración que anima a los dos gobiernos.

Los flujos de comercio e inversión se incrementarán aún más una vez que concluyamos las negociaciones del tratado bilateral de libre comercio actualmente en curso y que han visto cinco rondas muy provechosas. De manera paralela, nuestro diálogo político y nuestra cooperación se seguirán estrechando, gracias a la celebración de la IV Reunión de la Comisión Binacional en febrero pasado y a la adopción de compromisos y acuerdos concretos.

A este fortalecimiento de los vínculos bilaterales contribuirán importantes actividades que tendrán lugar en Panamá durante 2014. Primeramente, la Expocomer, que se celebrará del 26 al 29 del presente mes, posteriormente el World Economic Forum-Latinoamérica que se llevará a cabo el próximo 2 de abril, y en el que participará el presidente Enrique Peña Nieto y, por último, la X Feria Internacional del Libro, del 21 al 25 de agosto.

Por geografía y por vocación, México y Panamá tienen múltiples pertenencias y están abiertos al contacto con regiones y culturas diversas. Ambos países están habituados al tránsito benéfico de mercancías, personas e ideas. Ambos están llamados a usar sus ventajas competitivas para promover mayor comercio e inversión recíprocos, con lo que habrá de impulsarse la prosperidad en la región mesoamericana. Como señalara el intelectual puertorriqueño Eugenio María de Hostos, “Panamá es cosmopolita porque se encuentra situada entre las dos Américas”, algo que los mexicanos comprendemos muy bien.

En México celebramos la presencia del presidente Ricardo Martinelli. Ello servirá para reafirmar y estrechar los lazos de amistad y colaboración que unen a nuestras naciones, y avanzar en la promoción del desarrollo y la prosperidad en nuestra región.

                *Subsecretaria para América Latina y el Caribe de la Secretaría de Relaciones Exteriores

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red