El británico Hugh Laurie impone su ritmo en el DF

El también actor de la serie 'DR. House' se presenta anoche en el Auditorio Nacional, donde desea suerte a la Selección Nacional

COMPARTIR 
11/06/2014 05:58 Azul Del Olmo

CIUDAD DE MÉXICO, 11 de junio.- Dosis: la que el médico señale. Anoche Hugh Laurie, famoso por interpretar a Gregory House en la serie House, M.D,ofreció una velada de más de 140 minutos cargada de blues, soul y jazz, ante seis mil 800 personas que acudieron al Auditorio Nacional para atestiguar su debut en un escenario mexicano, donde le deseó suerte a  México en la próxima Copa del Mundo Brasil 2014.

Con un escenario diseñado como los utilizados en los bares de los años 40, donde las lámparas de mesa, las alfombras y las luces de colores completaban las atmósferas creadas por las notas musicales, una voz anunció la llegada de los siete músicos que acompañarían a Laurie. “Ellos son siete, en la noche se convierten en vengadores... Ladies and gentlemen The Copper Bottom Band”.

En punto de las 20:40 un grito ensordecedor dio la bienvenida a Hugh Laurie quien, ataviado en un traje púrpura y camisa verde, apareció en el escenario con un vaso tequilero en mano. “Hola México”, lanzó en español  y después de un sorbo puso voz a Iko Iko, original de The Dixie Cupé.

Buenas noches México, ¿cómo están?, ¿bien? Estamos muy contentos de estar aquí, es todo mi español, me lo acabé en un minuto, ¿alguien habla inglés?, soy un idiota inglés que no habla español. Tengo que agradecerles a todos por venir esta noche, realmente es increíble, porque cuando alguien decide tomar riesgos es difícil, yo solía ser un actor, porque no sabes qué va a pasar, pero bueno, vengo acompañado por la mejor banda del mundo: The Copper Bottom Band, a la que le prometí le darían una gran ovación”, dijo Laurie entre inglés y español, recibiendo a cambio los gritos, aplausos, chiflidos y algunos “te amo” por parte del público, al que puso a cantar el coro de Let The Good Times Roll.

Gracias por recordar mi cumpleaños”, comentó  antes de volver frente al piano, en el cual las banderas de Inglaterra, México, Canadá, Estados Unidos y Guatemala lo acompañaron en Evenin’, canción de su más reciente álbum, Didn’t It Rain, que da nombre a su tour 2014.

Bromista y carismático, Laurie, tras interpretar Buona Sera, dijo que estaba conciente de que en el público había muchas mujeres, pero quería saber cuántos hombres; éstos se hicieron notar; luego preguntó: ¿Qué tipo de hombres?, dando paso a What Kind of Man Are You?, que  contó con la poderosa voz de Gaby Moreno y Jean McClain.

Hace poco tiempo tuvimos la oportunidad de ir a Argentina, la cuna del tango. Esta noche vamos a cantar un tango muy viejo, conocido como El choclo”, explicó Laurie, dando paso a la interpretación de Moreno, para luego hacer su parte en la voz, en inglés, interpretando Kiss of Fire, tema con el que abandonó el piano para bailar con la chica y retomar el canto, ambos, mezclando los dos idiomas.

Tras un trago más de su pequeño vaso, el cual dijo que contenía jugo de manzanas inglesas, Laurie explicó que Junco Partner, trataba de los problemas  de un hombre, más allá del whisky.

Fue con ésta que el actor dio muestra de que la afección en la rodilla que comenzó a desarrollar cuando daba vida a House estaba sanada, ya que corrió y saltó de un lado al otro del escenario.

Con la peculiar voz de Jean McClain y Laurie al piano, el compilado de artistas en el escenario rindió homenaje a los inicios del jazz con Send Me to the ‘Lectric Chair, original de “la grandiosa” Bessie Smith & Her Blue Boys, incluida también en su más reciente álbum.

Laurie concluyó el tema y continuó con la presentación del siguiente, pero del público lanzaron algo al escenario que llamó la atención del cantante.

¿Qué es eso?,¿un regalo?”, preguntó y caminó hacia el objeto. Una playera blanca con la leyenda I love mx hizo que Laurie la colocara sobre su piano y agradeciera antes de quitarse el saco, colocarse su guitarra y tocar You Don’t Know Muy Mine, original de Lead Belly, incluida en su disco debut, Let Them Talk.

El blues se apoderó del recinto de Paseo de la Reforma cuando la voz de Moreno puso el toque nostálgico, al llevar a la audiencia hasta lo que podría ser cualquier bar del sur de Estados Unidos en la década de los 40 con The Weed Smoker’s Dream.

Esta es un tradición que yo inventé, cuando conocí a estos maravillosos artistas estaba muy nervioso, así que quise romper el hielo y les invité un whisky, pudo haber sido tequila, pero fue whisky. Nosotros tomaremos por ustedes.

Me parece un poco grosero estar aquí arriba con un vaso de whisky, así que haré un brindis por ustedes. Gracias por haber venido esta noche, les deseo lo felicidad, amor y la mejor de las suertes en Brasil... tienen más oportunidad que Inglaterra”, dijo Laurie al alzar su vaso y arrancar una ovación.

De pronto, el también escritor dijo que era el momento de los hombres, y recordando los Barbershop Quartets, él y David Piltch (contrabajo), Herman Matthew (batería) y Mark Goldenberg (guitarra) hicieron una interpretación de Lazy River, acompañados sólo por la guitarra y las notas de los pies de Goldenberg bailando tap. Después la gente aplaudió al ritmo de Didn’t It Rain, la cual cobró vida en las voces de Moreno y McClain.

St. James Infirmary trajo al escenario el espíritu de Louis Armstrong, My Journey to The Sky arrancó la ovación del público, Wild Honey hizo que algunos trataran de seguir el ritmo con sus palmas mientras I Hate a Man Like You, en voz de McClain, hipnotizó a la audiencia.

Amo esta canción desde que era niño. Es una canción vieja que escribió Billy Taylor y Dick Dallas, y que cantaba Nina Simone... I Wish I knew How it Would Feel to be Free”, dijo el actor, dando el micrófono a Moreno y McClain, mientras él tocaba el piano. Tras los aplausos, Laurie explicó que Such A Night, original de Dr. John, era una canción muy importante para él, hace poco “tuve la oportunidad de tocar en donde él vive y cuando regresé al backstage, ahí lo vi y me dijo, musicalmente hablando, you’re a bad motherfucker”, explicó Laurie poniéndose de pie.

Vamos México, con esta tienen que bailar”, lanzó el cantante mientras las notas de Green Green Rocky Road inundaron el lugar al mismo tiempo que Lauire se levantó a bailar de un lado al otro del escenario, mientras fue presentando a cada uno de los integrantes de la banda. Tras una ovación de pie, Laurie y The Copper Bottom Band abandonaron el entarimado sólo para regresar minutos después a cantar Mais que nada, de Sergio Méndez, y You Never Can Tell, ataviado con la playera de la selección mexicana. “Buena suerte”, deseó en español.

Y cuando amenzaba con despedirse, la gente comenzó a cantarle las Mañanitas, pues hoy llega a 55 años. “Esto es uno de los más bonitos regalos de cumpleaños que me han dado. Muchas gracias a todos”, agradeció para dar paso a Changes, con la que se despidió de forma definitiva.

 

En temas

  • Iko Iko.
  • Let The Good Times Roll.
  • Evenin’.
  • Buona Sera.
  • What Kind of Man Are You.
  • Day & Night.
  • Kiss of Fire (que mezcló con el tango El choclo).
  • Junco Partner.
  • Send Me To The ‘lectric Chair.
  • You Don’t Know My Mind.
  • The Weed Smoker’s Dream.
  • Lazy River.
  • Didn’t It Rain.
  • St. James Infirmary.
  • My Journey to The Sky.
  • Wild Honey.
  • I Hate a Man Like You.
  • I Wish I Knew How It Would Feel.
  • Such A Night.
  • Green Green Rocky Road.
  • Encore:
  • Mais que nada.
  • You Never Can Tell.
  • Changes.

 

CON SUS FANS

Hugh Laurie se tomó unos minutos previos a su presentación para departir con pequeño grupo de seguidores. Bárbara del Castillo y Roberto Gómez Mostajo, ambos lectores de Excélsior, tuvieron la oportunidad de saludar y desearle feliz cumpleaños a Laurie, quien se tomó una foto grupal con los asistentes y no dudó en posar para las selfies con quien se lo pidió.

Amable y visiblemente contento el actor y cantante llegó al salón donde sus fans lo esperaban, haciendo una reverencia ante ellos y agradeciéndoles, en español, su presencia y su tiempo para pasar a saludarlo.

Relacionadas

Comentarios