Me voy… ¿y luego?

COMPARTIR 
Enrique Aranda 28/04/2014 03:35
Me voy… ¿y luego?

A la luz de lo ocurrido en las últimas horas, del inesperado golpe de timón dado por la dupla PRI-gobierno al abandonar la negociación de la legislación secundaria en materia político-electoral en particular, el Congreso de la Unión podría, en 48 horas más, clausurar el actual periodo ordinario de sesiones (ahora sí que) sin dar golpe… no, al menos, en relación con la agenda definida y el compromiso asumido por sus integrantes al inicio del mismo, el pasado 1 de febrero.

Ello, salvo que en el Senado los coordinadores Emilio Gamboa, del tricolor, y Miguel Barbosa, de los amarillos, más Jorge Luis Preciado, del blanquiazul, logren lo que parece imposible: superar hoy mismo —“lo más temprano que se pueda…”— las muchas diferencias que aún mantienen respecto del contenido de la nueva Ley General de Partidos Políticos y de la, también nueva, Ley Federal de Instituciones y Procesos Electorales que supliría al actual Cofipe, con miras a someter los respectivos dictámenes al pleno en la sesión del martes que, en todo caso, podría prolongarse hasta el miércoles… cuando el periodo debe clausurarse.

Antes de que esto último ocurra, adicionalmente, los senadores primero, y a nivel acuerdo de caballeros, al menos los diputados, después, deberán resolver todo lo relativo al modelo de relación que deberá privar entre el nuevo Instituto Nacional Electoral (INE) y los órganos públicos electorales existentes a nivel estatal, que, en opinión del oficialismo, deben mantener atribuciones importantes, contra el deseo de la oposición de limitarlos al máximo… ¡para acotar así la intromisión de los gobernadores en los asuntos de carácter electoral!”.

¿Qué esperar, entonces? La respuesta parece obvia: nada o, en el mejor de los casos, muy poco. Que la Cámara alta logre sacar adelante los cambios y nuevas leyes en materia político-electoral, obligando a los diputados a ir a un primer extraordinario para hacer lo propio y, luego, en la segunda quincena de junio, apuestan los más ir (todos) a otro extraordinario para intentar procesar la legislación secundaria en materia de telecomunicaciones primero y, en una de esas, hasta la energética.

¡Sólo falta que quieran que les aplaudamos..!

Asteriscos

*Al igual que en prácticamente todas y cada una de las visitas que en los 27 años de su pontificado hiciera al país, la canonización formal de San Juan Pablo II fue saludada ayer por miles de capitalinos que, como entonces y a iniciativa de la Comunidad Hazte Sentir ahora, reflejaron en espejos los rayos del sol del mediodía.

*Sorpresivo, por inusual, el comunicado difundido ayer por el Gobierno del Estado de México para dar cuenta del reconocimiento que, por “la coordinación oportuna y eficaz que lleva a cabo el gobernador Eruviel Ávila en materia de seguridad… que trabaja con el presidente Peña Nieto, los presidentes municipales y las instituciones ciudadanas”, habrían hecho a éste tanto el arzobispo Carlos Aguiar, de Tlalnepantla, como el obispo de Ecatepec, Óscar Domínguez Couttolenc.

Veámonos el miércoles, con otro asunto De naturaleza política.

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red