DAME TUS OJOS

COMPARTIR 
La Critica 28/05/2014 00:00
DAME TUS OJOS

Por Adrián Ruiz Villanueva

La soledad y abandono llevados a situaciones extremas, entiéndase asesinato sádico, es lo representado por  Abril (Mariana Moro) y Mayo (Paula Luckie), dos jóvenes amantes perturbadas, quienes emprenden un viaje para hallar el paradero del verdadero padre de Mayo; mientras esto cristaliza la joven aniquilará a diestras y siniestra, además de comerse los ojos de sus víctimas, todo bajo el mandato de Abril.

Bajo esta consigna se rige un filme que tiene guiños a cintas como El despertar del miedo e incluso Scream, en el apartado de la reportera con fines personales, los cuales desentrañan una cinta que fusiona varios géneros como el cine negro, thriller, road movie y el terror; la propuesta es arriesgada y sale airosa en algunos ámbitos. La atmósfera se torna inquietante, gracias a la fotografía, pero la contrarrestan sus protagonistas femeninas, cuyos diálogos pareciera que están siendo recitados, no se sienten lo suficientemente crueles y contundentes, parecería que nos topamos ante los ensayos o lecturas previos que tuvieron antes de filmar. A su vez, pese a lo macabro de sus fechorías, como lo harán con un representante de la iglesia “Pare de sufrir”, las actuaciones desembocan un poco en el humor involuntario, carecen de rotundez, sadismo y veracidad. Incluso los pechos desnudos de las protagonistas, con sus respectivos besos y caricias, carecen de sensualidad y provocación.

En otro apartado hallamos al antihéroe, Alejandro (Raúl Méndez), un policía con fuertes problemas de alcoholismo, con deseos de resolver el caso y por otro lado, con las sombra de su exesposo, Valerie (Anouk Ogueta), por quien aún posee sentimientos; el aplomo y la credibilidad es lo que acompañan a Méndez a lo largo de una travesía policiaca, con tintes mexicanos bien adecuada a la realidad, la cual a ratos se muestra en líneas inverosímiles, sobre todo en el conflicto amoroso retratado.

Con algunas escenas bien ejecutadas, las cuales dan verosimilitud, a la trama presentada, se muestran otras situaciones entre ridículas e inverosímiles, que le restan puntos al filme. En su contra sobresalen algunas escenas que caen en el cliché del género, así como algunos giros de tuerca ya antes vistos. A su favor hay algunos diálogos corrosivos, así como la fotografía. 

Dirige:

José Luis Gutiérrez. 

Actúan:

Mariana Moro.

 Paula Luckie.

 Raúl Méndez.

Comparte esta entrada

Comentarios