Corrupción

¿De qué tamaño es el fraude y la corrupción instaurada por las mafias cupulares panistas? ¡Bueno, hasta equipos de futbol tienen, qué cinismo! Ahora bien, ¿todo esto es transparencia y honestidad pública de la PGR?, o se trata de neutralizar al expresidente Calderón...

COMPARTIR 
Juan Carlos Sánchez Magallán 05/03/2014 01:48
Corrupción

Los partidos políticos nacionales son producto de sus circunstancias y de los haceres de sus dirigentes. El PRI de César Camacho Quiroz apoyando las reformas estructurales del presidente Enrique Peña Nieto. El PRD de Los Chuchos, que preside Jesús Zambrano, haciendo esfuerzos hasta lo imposible para que lo presida su “guía moral” Cuauhtémoc Cárdenas y de esta manera evitar el arribo de Marcelo Ebrard Casaubón y el crecimiento de Andrés Manuel López Obrador. El PAN, dividido en dos grupos: tradicionalistas buscando la reelección de Gustavo Madero y modernistas que ven en el senador Ernesto Cordero el viraje a las formas de trabajar de su antagónico.

El académico Felipe Calderón realiza proselitismo a favor de quien fuera su delfín para sucederlo en la Presidencia de la República en 2012, pero a los panistas les acaba de estallar otro megafraude millonario investigado y denunciado por la PGR de Jesús Murillo Karam, con lo del asunto de Oceanográfica, empresa inhabilitada y multada por 24 millones de pesos por la Secretaría de la Función Pública el año pasado.

Excélsior ha publicado detalladamente la red de complicidades en torno a contratos otorgados por Pemex. Tráfico de influencias, opacidad, lavado de dinero, evasión fiscal, corrupción, falsificación de documentos otorgados por la paraestatal maquillando operaciones y utilidades, para obtener financiamientos bancarios. Es así como Banamex denunció en la PGR a esta empresa por defraudarlos por 400 millones de pesos. Esta empresa naviera recibió de 2002 a 2006 contratos de Pemex por cinco mil 929 millones de pesos. Adicionalmente se descubrió una serie de asociaciones empresariales delictuosas que implican desde casinos de juego para el lavado de dinero, hasta la componenda con gasolineros para la ordeña de ductos de gasolina y venta en estos establecimientos y, por si fuera poco, una empresa que otorgaba créditos a jubilados y trabajadores de confianza de Pemex. ¿De qué tamaño es el fraude y la corrupción instaurada por las mafias cupulares panistas? ¡Bueno, hasta equipos de futbol tienen, qué cinismo! Ahora bien, ¿todo esto es transparencia y honestidad pública de la PGR?, o se trata de neutralizar al expresidente Calderón, para que deje de meter las manos en favor de Cordero y así permitir que Madero continúe en la dirigencia del PAN, quien se ha mostrado colaboracionista con el gobierno federal desde que surgió el Pacto por México.

Algunos legisladores panistas innovaron con la modalidad de etiquetar recursos públicos en el presupuesto anual para presidentes municipales a cambio de 30% de “diezmo” y asignación directa de constructoras que realizan obras públicas, ya sea de pavimentación o infraestructura urbana. ¿La PGR investigará para desaforar a algún diputado panista? U otra vez observaremos ruidos y escándalos de corrupción que indignan a la sociedad, pero sin castigo penal alguno para los responsables, diputados y de Oceanográfica. Asunto que jaló los reflectores de la detención de El Chapo, por cierto, fugado en una administración panista, ¿habrá sido meditado este asunto que tuvo una luna de miel muy corta? Lo cierto es que el PAN pretende regresar a Los Pinos en 2018… ¿Y así quieren que el pueblo les crea? En política no hay casualidades, sí causalidades… ¿O no, estimado lector?

                *Presidente del Congreso Nacional de la Abogacía, A. C.

                juancarlossanchezmagallan@gmail.com

Comparte esta entrada

Comentarios