Una singular apuesta

COMPARTIR 
Francisco Garfias 13/05/2014 01:49
Una singular apuesta

A Marko Cortés, coordinador de la campaña de Madero, le gusta adelantar resultados y apostar cenas. Asegura que su candidato le va a ganar dos a uno a Ernesto Cordero en la elección por la presidencia nacional del PAN.

Una de esas apuestas la hizo con este reportero. Si el aspirante a la reelección no gana con más de 66% de los votos, ya cenamos gratis. Pero si la cosa es al revés, lo que vemos casi imposible, el maderista será el invitado.

Estamos convencidos de que, como decíamos en la escuela, “agarramos pichón”.

Comentamos la apuesta con Roberto Gil. El senador calderonista dice que él pone una botella del mejor vino para esa cena, si la ventaja, para cualquier lado, es mayor a uno por ciento.

Predice un cierre de fotografía.

El respaldo público de Margarita Zavala a Cordero fue comentado por Cortés. Considera que en lugar de congratularse por el respaldo de la esposa de Felipe Calderón, “la otra fórmula” debería de estar “preocupada” por los comentarios de la exprimera dama. “No se le puede desvincular del expresidente”, puntualizó.

El panista parte de la base que Calderón ya es un pasivo al interior del PAN.

Los maderistas, además, presumían ayer el artículo que el otrora calderonista de hueso colorado, Germán Martínez, escribió en Reforma. El expresidente del PAN daba color del contenido desde el título ¿Aceptarán (los corderistas) su derrota sí o no?

Germán dice que son muchas las señales, filtraciones a columnas, y datos objetivos que anuncian la decisión de los corderistas de impugnar los resultados.

La postura de Martínez refleja, sin duda, lo mal que terminó con Felipe, quien lo hizo presidente nacional del blanquiazul.

Los corderistas, ellos, se fueron con todo en contra de Rafael Moreno Valle. Presentaron una denuncia en la Fepade en contra del gobernador de Puebla por la supuesta utilización de recursos públicos en apoyo de Madero.

Juran que Moreno Valle le coordina personalmente la campaña en ocho estados y que utiliza recursos públicos en apoyo de la reelección.

La diputada Leonor Romero dice que el gobernador usó un helicóptero y unidades oficiales para asistir a una reunión de apoyo a Madero realizada en Tlaxcala.

“El helicóptero es Augusta Grand con matrícula XC-MLO, cuando todos sabemos también que la distancia que existe entre el estado de Puebla y Tlaxcala es aproximadamente cuando mucho de 30 minutos”, recalcó la legisladora corderista.

Héctor Alcudia, vocero de Moreno Valle, no tardó en reaccionar. Lamentó que los amigos de Ernesto involucren a actores diferentes a los que participan en la contienda. “Esto no honra la competencia democrática”, dijo.

No hay duda de que a los panistas les ha salido caro abrir a la militancia la elección de la dirigencia. Los golpes bajos y las descalificaciones están a la orden del día. La percepción es que están más divididos que nunca. Si algo extraordinario no ocurre, nos atrevemos a pronosticar que será la primera y última vez que los comicios internos serán directos.

Se acabó el suspenso. Habrá periodo extraordinario para la Reforma Electoral. La Santísima Trinidad —así llama Manuel Bartlett a la alianza PRI, PAN y PRD— resolvió convocarlo para el próximo miércoles.

Las comisiones unidas están citadas a partir de las nueve de la mañana de hoy para revisar el documento de la mesa de negociaciones en la que participaron sólo los tres grandes partidos.

El senador del PAN, Roberto Gil, nos dijo ayer que dos puntos quedaban encorchetados y que así pueden llegar al pleno si no hay cambios imprevistos: candidaturas comunes y medios de comunicación.

El PRI no transita en esos temas, puntualizó.

El senador del PAN señaló, muy en corto, que no van a sacrificar toda la reforma político-electoral por aferrarse a esos dos puntos.

Bartlett, desde su trinchera, ve el arreglo como un “acuerdo extramuros”. Jura que la Santísima Trinidad va a aprobar leyes secundarias que vienen de fuera. “Aquí no se discute nada. El gobierno es el que decide todo”, asevera.

El coordinador del grupo petista estaba sorprendido de que lo hubiesen convocado a la Junta de Coordinación Política. “Desde febrero no se realiza una”, asegura. Según el poblano, el acuerdo que asoma es la señal de que “el Pacto sigue” .

Le podemos adelantar en 90% el apellido del próximo gobernador de Veracruz: Yunes. De los seis posibles, cuatro llevan ese nombre de familia.

Héctor y José Francisco son del PRI. Miguel Ángel y Fernando, padre e hijo, son del PAN. La lista de aspirantes la completan el también panista Julen Rementería y el perredista Uriel Flores Aguayo.

En el campo tricolor, José Francisco no genera resistencias en el centro. El gobernador Duarte lo ve con buenos ojos. Algunos dicen que es el delfín.

Héctor va arriba en las encuestas. No está en el ánimo del mandatario estatal. Pero esa puede ser su fortaleza, si no mejora la mala imagen de Javier.

Miguel Ángel Yunes es el mejor posicionado del azul. Está con Madero en la interna. Dicen que eso le ha atraído respaldo a Cordero en la entidad. El expriista no tiene las simpatías del panista tradicional. Su hijo Fernando, senador, le sigue en los sondeos.

El Tribunal Federal de Justicia Fiscal y Administrativa volvió a revirar a las “notas periodísticas” del magistrado David Jiménez
—removido de la Junta de Gobierno—, quien dice que le han negado información sobre el manejo interno de los recursos.

Asegura que la información que solicita le fue entregada en enero, cuando tomó posesión del cargo. El hombre tiene en su poder la Memoria del Sistema de Justicia en Línea de 2008 a 2013.

También 103 carpetas con información de la gestión de la Junta de Gobierno 2012-2013. Un engargolado de 37 hojas y un CD con el Informe bianual de actividades 2012-2013 y los resultados de las diversas auditorías realizadas hasta ahora.

“El magistrado no lee siquiera lo que le han entregado. Es la información que dice se le ha negado”, nos aseguran.

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red