Parolín, reveladora visita…

COMPARTIR 
Enrique Aranda 11/07/2014 01:51
Parolín, reveladora visita…

Inminente su arribo al país para, lunes y martes, participar en los trabajos del foro internacional sobre Migración y Desarrollo que organiza  la Secretaría de Relaciones Exteriores, la visita del número dos del Estado vaticano, el cardenal Pietro Parolín contribuirá, sin duda alguna, a esclarecer la naturaleza y alcances del anunciado viaje del papa Francisco a tierras mexicanas, presumiblemente en el último cuatrimestre de 2015.

Apenas al iniciar la semana, efectivamente, las autoridades nacionales podrán confirmar lo que, hasta ahora, es sólo una percepción: que el objetivo de la visita del pontífice de origen argentino a México será, sí, encontrarse con la segunda comunidad nacional católica más numerosa del mundo y visitar el santuario de Nuestra Señora de Guadalupe, pero también evidenciar su interés y solidaridad con las miles de personas, hispanos en su mayoría, que diariamente cruzan (de manera ilegal) el territorio nacional, “de camino” a Estados Unidos.

Será, para decirlo pronto, una extraordinaria ocasión para validar versiones que, igual en el Vaticano que en los altos círculos eclesiásticos locales, refieren el particular interés del Papa por encontrarse con migrantes de paso a la Unión Americana y, eventualmente, por visitar —como lo hizo a Lampedusa apenas al iniciar su pontificado— alguna de las muchas plazas emblemáticas del fenómeno migratorio de la frontera norte: Tijuana, Matamoros o Nueva Laredo, por sólo mencionar aquellas de las que, se afirma, ha sido solicitada ya alguna información.

¿Se imagina usted el impacto que a nivel internacional tendría la celebración de una misa al pie del muro que divide a México de Estados Unidos, con el papa Francisco a la cabeza? ¿El impacto de un mensaje condenatorio de la sistemática violación de los derechos de hombres, mujeres y niños que migran en solitario según se sabe ahora, cuya única culpa es tratar de alcanzar el llamado “sueño americano”?

Es verdad que no es tiempo aún de avanzar en la elaboración de la agenda a cumplir por el pontífice durante su visita que, los más, estiman deberá darse en la segunda quincena de septiembre, previo su arribo a Filadelfia para encabezar los trabajos del VIII Encuentro Mundial de las Familias. También que poco o nada se ha dicho sobre los objetivos de la misma…

…aunque ello, sin embargo, no impide especular, teniendo en mente y a la vista el especial lugar que en las preocupaciones del primer Papa latinoamericano tiene el tema de la migración que, de manera consistente, alimenta su discurso, y oraciones sin duda.

Veámonos el domingo, con otro asunto De naturaleza política.

Comparte esta entrada

Comentarios