Educación, reforma a medias…

COMPARTIR 
Enrique Aranda 14/03/2014 01:26
Educación, reforma  a medias…

Si bien, en un primer momento, la reforma constitucional en materia educativa constituyó, en el discurso oficial al menos, el punto de arranque del proceso de cambio propuesto por la actual administración, lo cierto es que, más allá de la violenta irrupción de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación para intentar bloquear su aprobación primero y, aún ahora, su plena implementación, todo parece indicar que es a nivel gobierno donde, o no se entiende la misma o, peor, la voluntad de hacerla llevarla adelante se ha debilitado.

Y esto, no sólo porque los supuestos maestros —“auténticos vándalos…”, diría alguien— hayan logrado algo más que amedrentar por momentos a la autoridad sectorial —aunque sí doblegaron ya, de manera vergonzosa y definitiva, al gobierno de Oaxaca y a su titular Gabino Cué— sino, esencialmente, porque el espíritu y los alcances de la legislación aprobada parecen hoy estar incomodando, preocupando más de lo razonable, a funcionarios del primer nivel de la Secretaría de Educación Pública de Emilio Chuayffet.

Primero, porque luego de haber asumido compromisos en sentido contrario, fue la propia autoridad educativa a nivel federal la que formalizó el anuncio de la “suspensión temporal…” de la Prueba Enlace que, bien que mal, comenzaba a dar luz en la búsqueda de mejores niveles de calidad en la formación de la niñez y juventud nacionales: luego, porque fue la propia SEP quien, si bien censuró la resistencia del magisterio y gobierno oaxaqueños a contribuir en el levantamiento del censo de escuelas, maestros y alumnos realizado por el INEGI y, ahora, por el desplazamiento de las organizaciones de padres de familia con representación nacional, la Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF) de manera destacada, en la integración del denominado Consejo Nacional de Participación Social que, con el argumento de “federalizar…” la representación en el mismo, devino en un organismo cuasi-oficial.

Mucho más, entonces, es lo que habrán de hacer las autoridades, organizaciones sociales y padres de familia en particular si, como el propio presidente Enrique Peña Nieto ha establecido, en verdad se quiere atender aquello de que sólo con una transformación de fondo del sistema educativo, que favorezca una considerable elevación de los actuales niveles de calidad de la enseñanza, podrán conseguirse avances en lo que a competitividad, productividad y otros muchísimos rubros se refiere... lo que pasa por la adecuada implementación y respeto de la letra y el espíritu de la reforma que, con el concurso y apoyo de todos, fue aprobada al inicio del actual sexenio.

Asteriscos

* Significativo, sin lugar a dudas, que en el acto de registro de la calderonista dupla conformada por Ernesto Cordero y Juan Manuel Oliva para contender por la dirigencia de Acción Nacional, haya hecho acto de presencia —con sus casi 100 años a cuestas, sonriente— el emblemático  Luis H. Álvarez... símbolo, según algunos, de la congruencia blanquiazul.

Veámonos el domingo, con otro asunto De naturaleza política.

Comparte esta entrada

Comentarios