Maestros desfalcan 51 mil mdp al año; destapan anomalías en nómina magisterial

Gobiernos estatales tienen discrepancias entre lo que reportan a la SEP y lo que registró el INEGI: México Evalúa

COMPARTIR 
27/08/2014 05:55 Lilián Hernández

CIUDAD DE MÉXICO, 27 de agosto.- El centro de análisis de políticas públicas México Evalúa reveló que las anomalías en la nómina del magisterio le cuestan al erario un desfalco de al menos 51 mil millones de pesos anuales.

Al presentar el estudio Censo Educativo. Radiografía del dispendio presupuestal, el investigador Marco A. Fernández destacó que 26% de la nómina magisterial, que representa más de 591 mil profesores, muestra alguna irregularidad.

Explicó que calcularon la cifra con base en la comparación de los datos del Censo de Escuelas, Alumnos y Maestros del INEGI con las cifras de las nóminas.

El especialista dijo que el estudio detectó que las nóminas de los maestros que los estados reportan al gobierno “sugieren mentiras”.

Expuso que Tamaulipas es un caso que ejemplifica la denuncia, porque en el reporte que entregó a la SEP mencionó que tienen sólo dos maestros comisionados (que cobran sin dar clases), cuando el censo muestra que están mil 124 profesores en esa condición.

Según México Evalúa, los datos públicos indican que hay una serie de irregularidades en el pago de sueldos y ese costo equivale a 9.3 veces lo que destina la Federación al Programa Nacional de Becas, a 4.2 veces el presupuesto del Programa de Escuelas de Tiempo Completo y 2.6 veces los recursos que recibe el IPN en este año.

Sobre ese análisis, Mexicanos Primero, de Claudio X. González, calificó como “el robo del siglo” lo que ocurre en los estados con la nómina magisterial. “Los gobiernos estatales mienten  (...) cínicamente envían lo que se les antoja para cumplir un requisito (que pide la SEP). Eso revela impunidad total”, dijo.

Carlos Elizondo Mayer-Serra, del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), resaltó la necesidad de acabar con las anomalías registradas, porque al tener datos parciales eso significa que el desfalco podría ser mucho más oneroso.

 

Errores en nómina  cuestan 51 mmdp

El 26% de la nómina magisterial, que representa más de 591 mil profesores, muestra alguna irregularidad, lo cual se traduce en un costo anual superior a los 51 mil millones de pesos.

Estimaciones de la organización México Evalúa indican que el costo preciso es imposible obtenerlo porque hay opacidad en el censo educativo que la SEP encargó al INEGI, pero en una cifra “conservadora” el desfalco que muestran las nóminas magisteriales está por encima de los 51 mil millones de pesos al año.

Los datos públicos indican que hay una serie de irregularidades en el pago de sueldos a docentes y ese costo equivale a 9.3 veces lo que destina la Federación al Programa Nacional de Becas, a 4.2 veces el presupuesto del Programa de Escuelas de Tiempo Completo y 2.6 veces los recursos que recibió el IPN en 2014.

Al presentar el estudio Censo Educativo. Radiografía del dispendio presupuestal, Marco A. Fernández, investigador asociado del Centro de Análisis de Políticas Públicas de México Evalúa y autor de la investigación, señaló que el desorden en los pagos a maestros es tan grave que se trata de “un drama educativo” porque no hay sanciones, ni funcionarios responsables por el robo que año con año se efectúa sin consecuencias.

Al comparar los datos que muestra el Censo de Escuelas, Alumnos y Maestros del INEGI con las cifras de las nóminas, el estudio detectó que éstas “sugieren mentiras”, porque los estados reportan lo que “se les antoja”.

Un ejemplo de ello es Tamaulipas, pues en el reporte que entregó a la SEP dijo que tienen sólo dos maestros comisionados, cuando el censo muestra que hay mil 124 profesores en una comisión.

Ante ello, tanto México Evalúa como Mexicanos Primero demandaron al presidente Enrique Peña Nieto instruir al titular de la SEP, Emilio Chuayffet, para que haga pública la base completa del censo educativo, porque las nóminas que han reportado los gobiernos estatales revelan que hay resistencia para transparentar el manejo de los recursos educativos.

Sobre ello, Claudio X González, presidente de Mexicanos Primero, aseveró que las cifras “son indignantes, porque son cientos de miles de personas que nos cuestan decenas de miles de millones de pesos cada año. El robo del siglo se comete cada año en la nómina magisterial”, de modo que los casos Oceanografía y de la Línea 12 del Metro, dijo, se quedan cortos con el desfalco que se hace en el presupuesto para la educación.

Los gobiernos estatales mienten de manera descarada. Son unos mentirosos, lo saben y cínicamente envían lo que se les antoja para cumplir un requisito (que pide la SEP) y eso duele”, lamentó el presidente de Mexicanos Primero tras agregar que lo peor es que no hay responsables y eso revela “la impunidad total”.

Al comentar el estudio de México Evalúa, el profesor del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), Carlos Elizondo Mayer-Serra, señaló que si la SEP es incapaz de cruzar información de las plazas magisteriales ello habla de un desorden de años en la nómina y “del robo del siglo” que es necesario detener, porque incluso al tener datos parciales eso significa que el desfalco podría ser mucho más oneroso.

El cálculo es conservador porque las irregularidades podrían ser más porque sólo está contabilizando el sueldo tabular sin prestaciones”, además alertó que ello “significa que un cuarto de la nómina es irregular, hay un cuarto por ciento de la nómina que vamos a pensionar sin que haya hecho su trabajo y los vamos a pensionar a edades muy jóvenes”.

Al exponer la serie de irregularidades que detectaron al comparar las nóminas reportadas por los estados con el censo educativo, Marco A. Fernández concluyó que “hay un desorden en el manejo de la administración pública de las escuelas del país, en donde las autoridades han sido omisas y lamentablemente en muchas ocasiones, incluso, cómplices de este mal manejo de los recursos”.

Al considerar que esas anomalías no son errores administrativos o de contabilidad, detalló que el Estado de México y Distrito Federal son las dos entidades con mayores presupuestos públicos que financian esas irregularidades, lo cual revela que la misma SEP es incapaz de tener un control real de la nómina de los maestros de la Ciudad de México, que la dependencia maneja directamente.

Explicó que las irregularidades en la nómina en el DF ascienden a por lo menos mil 794 millones de pesos al año en un cálculo conservador, mientras que en un escenario más grave las anomalías son igual a 3 mil 187 millones de pesos.

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red