Comienza temporada de avistamiento de tiburón ballena

El pasado 16 de mayo dio inicio la temporada de avistamiento del tiburón ballena, que como cada año arriba a Quintana Roo

COMPARTIR 
15/06/2014 10:47 Notimex
El tiburón ballena es el pez más grande del mundo. Tiene un cuerpo fusiforme de aproximadamente 14 metros de longitud, aunque algunos ejemplares pueden alcanzar incluso los 20 metros. Foto: Archivo

CANCÚN, 15 de junio.-  En la actual temporada de avistamiento en la entidad del tiburón ballena, llamado el “gigante de los océanos”, autoridades ambientalistas vigilan que visitantes y permisionarios respeten el hábitat de la especie.

El pasado 16 de mayo dio inicio la temporada de avistamiento del tiburón ballena, que como cada año arriba al estado en busca de plancton, su alimento predilecto, por lo que se vuelve un espectáculo natural para visitantes nacionales y extranjeros.

Esta especie suele nadar en la superficie de aguas cálidas, en aquellas áreas donde hay brotes de agua más fría y rica en nutrientes, puesto que estas condiciones favorecen el crecimiento del plancton del cual se alimentan”, expuso el director de la Reserva de la Biosfera del Tiburón Ballena, Francisco Remolina Suárez.

En entrevista, indicó que ante las severas lesiones que presentan decenas de tiburones ballena, la Comisión Nacional de Áreas Protegidas (Conanp) solicitó a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) la designación como zona de exclusión para el tránsito de grandes barcos, el área de avistamiento.

Con esta medida, refirió, se busca prevenir más accidentes entre la comunidad del tiburón ballena, sobre todo por el paso de cruceros y cargueros por la zona donde emerge esta especie, a varias millas al norte-noreste del Parque Nacional de Isla Contoy.

Actualmente la Isla de Holbox registra una ocupación hotelera promedio del 80 por ciento y la cual se prevé alcance el 100 por ciento conforme avance este periodo a concluir el día 15 de septiembre.

En su turno, el presidente municipal de Lázaro Cadenas, Luciano Cimá Cab, señaló que en esta época predomina la presencia de turismo de origen europeo y que de acuerdo con los pronósticos, estiman la llegada de hasta cinco mil paseantes en la isla.

El alcalde señaló que la Conanp se encarga de preparar y capacitar a los cooperativistas turísticos que ofrecen los paseos en sus lanchas, además de autorizar el número de embarcaciones que en esta ocasión serán poco más de 100 navíos.

Cimá Cab destacó que todas las embarcaciones autorizadas deben atracar en el muelle de esta Comisión, donde también son controlados sus tripulantes mediante un brazalete, por lo que indicó es difícil que se registren operadores irregulares.

Sin embargo informó que se implementan operativos de seguridad y vigilancia, pues en el caso de las embarcaciones que salen de Holbox y Chiquilá tienen que pasar forzosamente a reportarse con las autoridades de la Conanp y que en caso de que se preste algún servicio irregular sería en todo caso de alguno de Cancún o Isla Mueres.

La temporada de avistamiento del “pez más grande del mundo” comienza oficialmente en mayo y concluye en el mes de septiembre, pero es entre junio y agosto cuando se estima llegue la mayor cantidad de tiburones ballena.

De hecho, en un reporte de la oficina municipal de turismo en Isla Mujeres, se estima que hasta mil 400 tiburones ballena llegan a rondar las aguas de la Península de Yucatán, de las cuales unas 200 se acercan a las islas quintanarroenses de Holbox y Contoy.

Además de nadar con estos colosos, los visitantes podrán unirse al esfuerzo de diversos programas de conservación con el objetivo de continuar con la investigación sobre el comportamiento del Tiburón Ballena y así proteger y preservar a estos majestuosos animales, que en algunos casos llegan a medir hasta 18 metros de largo.

El tiburón ballena es el pez más grande del mundo. Tiene un cuerpo fusiforme de aproximadamente 14 metros de longitud, aunque algunos ejemplares pueden alcanzar incluso los 20 metros.

Son de color gris o azul oscuro con manchas circulares y líneas horizontales y verticales, blancas o amarillentas en el dorso y en el vientre. Su impresionante y extensa boca puede llegar a medir hasta 1.5 metros.

El tiburón ballena no tiene rasgos comunes con las ballenas convencionales con excepción de su tamaño, se mueven relativamente lento y se alimentan filtrando grandes cantidades de agua reteniendo una gran variedad de plancton y zooplancton.

Incluyen, además, enormes cantidades de microalgas, pequeños crustáceos, como krill, larva de cangrejos y copeados; diminutos peces como sardinas, anchovetas, macarela y ocasionalmente presas de mayor tamaño como pequeños atunes y calamar.

Con el inicio de la temporada de avistamiento del tiburón ballena en Quintana Roo, entraron en vigor una serie de restricciones para proteger el medio ambiente y sobre todo la especie, que genera opiniones encontradas entre los permisionarios del Puerto de Chiquilá y las islas de Holbox y de Mujeres.

De hecho, al arranque oficial de la temporada de avistamiento del tiburón ballena, que se dio el 15 de mayo, ninguna de las 243 concesiones de Isla Mujeres pudo zarpar, debido a la modificación del Plan de Manejo que sigue siendo cuestionada y rechazada por los trabajadores de este sector.

Ante esta situación, el capitán de Puerto de Isla Mujeres, Ismael González Gil, precisó que se tuvo que hablar con las agencias mayoristas para que todavía no promocionaran los paseos, pues en este momento sigue sin llegar la autorización de la Dirección General de Vida Silvestre con los nuevos lineamientos.

Según la autoridad portuaria de la Isla, estaba prevista la entrega de permisos a los concesionarios de Isla Mujeres en el transcurso de esta semana, pero a la fecha no se ha dado, ni se conoce el número de embarcaciones que podrán zarpar.

De acuerdo con la modificación sobre el Plan de Manejo para el avistamiento del tiburón ballena, previsto por la Dirección General de Vida Silvestre, durante esta temporada solamente se otorgaría un permiso a cada trabajador de este sector, y no media docena, una decena o una docena, como sucedió la temporada pasada.

En ese sentido, es posible que sean alrededor de 100 las embarcaciones que puedan trabajar esta temporada, al momento de aplicarse la modificación del Plan de Manejo previsto, o en su caso trabajarían las 243 concesiones y sería hasta la próxima temporada que se aplique dicha modificación.

En la isla de Holbox, la situación sería similar con las 100 embarcaciones que ofrecen este servicio pero están en proceso de regularización, explicó el alcalde Cimá Cab.

jgl

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red