Cada empleado del IMSS atiende a 135

El Instituto Mexicano del Seguro Social erogó 142 mil 516 millones 401 mil 35 pesos en salarios y prestaciones el año pasado

COMPARTIR 
11/06/2014 05:27 Leticia Robles de la Rosa
El reporte sobre la nómina que el IMSS entregará antes del 30 de junio a la Cámara de Diputados,  detalla los pagos a sus empleados el año pasado. Foto: Archivo
El reporte sobre la nómina que el IMSS entregará antes del 30 de junio a la Cámara de Diputados, detalla los pagos a sus empleados el año pasado. Foto: Archivo

CIUDAD DE MÉXICO, 11 de junio.- Durante el año pasado, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) pagó en salarios y prestaciones 142 mil 516 millones 401 mil 35 pesos, que representan seis veces el presupuesto asignado en 2014 para la prestación de servicios del Sistema Nacional de Salud organizados e integrados, entre ellos 20 hospitales regionales de alta especialidad, centros e institutos de investigación en salud pública.

El IMSS, de acuerdo con el Informe de Servicios Personales que entregará al Senado y a la Cámara de Diputados antes del 30 de junio, tiene en nómina a 441 mil 280 empleados, que el año pasado atendieron a 59 millones 511 mil 963 derechohabientes; es decir, cada trabajador atendió a 135 afiliados.

El 82.6% de su personal, dice el reporte, está sindicalizado al sumar 364 mil 476 los empleados que tienen plaza apoyada por el Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social.

Detalla que para el pago de los titulares y personal de apoyo de los representantes patronales y sindicales del Consejo Técnico y la Comisión de Vigilancia destinó una bolsa anual de 50 millones 312 mil 32 pesos.

El IMSS también pagó sueldos de 34 mil a 199 mil 889.96 pesos brutos para su personal directivo, cuyo detalle deja ver que existen 32 categorías salariales que rebasan los 100 mil pesos brutos al mes, de los cuales uno gana 199 mil 889.96 pesos; dos llegan a 194 mil 148.30 pesos; uno más de 186 mil 585.78 pesos brutos mensuales, cinco más de 150 mil 769.50 pesos; siete tienen un sueldo mensual bruto de 111 mil 579.66 pesos y tres más de 172 mil a 174 mil pesos y otros tres de 128 mil 316.62 pesos.

Para todo el personal directivo se observa que su sueldo base es dos veces inferior al nivel de ingreso por concepto de compensación garantizada; por ejemplo, uno de los directivos tiene un sueldo base de 41 mil 268 pesos, su compensación garantizada es por 152 mil 880.30 pesos, lo que le permite percibir un salario mensual bruto de 194 mil 148.30 pesos.

Así lo muestra el reporte sobre la nómina que el IMSS entregará antes del 30 de junio a la Cámara de Diputados, como parte de las nuevas obligaciones en materia de rendición de cuentas y transparencia.

El documento, del cual Excélsior tiene copia, precisa que de los 441 mil 280 plazas ocupadas durante el año pasado, 406 mil 12 son “presupuestarias”, que se refiere a todos los trabajadores contratados directamente por el IMSS, independientemente de su tipo de contratación; se rigen por el contrato colectivo de trabajo o por el estatuto de trabajadores de confianza A del IMSS.

El resto, 35 mil 268 son plazas “no presupuestarias”, que incluyen a personas contratadas bajo el régimen de servicios profesionales por honorarios; personal contratado para cubrir las campañas de prevención y profilaxi,; prestadores de servicio social, personal voluntario de prestaciones sociales, personal contratado como notificadores/localizadores, ejecutores, supervisores de ejecutores, visitadores, revisores, promotores firma digital, promotores del campo y promotores clasificación de empresas.

Para las plazas presupuestarias destinó un total de 134 mil 913 millones 448 mil 48 pesos, de los cuales 103 mil 988 millones 830 mil 117 pesos fueron para el personal operativo; nueve mil 449 millones 23 mil cien pesos para el personal de confianza A; nueve mil 665 millones 620 mil 937 pesos para el personal de confianza B y el resto para el personal eventual en las modalidades de sustitutos, médicos residentes, temporales y estatuto A.

Para las plazas no presupuestarias destinó mil 69 millones 380 mil 627 pesos; la mayoría, 610 millones 389 mil 673 pesos destinados al pago de notificadores y ejecutores.

En el rubro de gastos complementarios pagó un total de seis mil 265 millones 51 mil 957 pesos; el grueso de esa partida, que implicó cinco mil 377 millones 228 mil 551 pesos fue para liquidaciones, finiquitos y laudos; 357 millones 535 mil tres pesos para comprar “ropa contractual” y 251 millones 123 mil 908 pesos para gastos del programa de formación de investigadores; incapacidades, seguros de vida, distintivos y reconocimientos a méritos laborales, honorarios al personal de apoyo asimilados al salario y otros. En anteojos para empleados gastó 19 millones 945 mil 110 pesos.

De acuerdo con el Presupuesto de Egresos de la Federación 2012, para la prestación de servicios del Sistema Nacional de Salud se destinaron 23 mil 713 millones 432 mil 71 pesos; es decir, una cantidad seis veces menor al monto total que pagó el IMSS en sueldos y prestaciones el año pasado.

Entre las instituciones que forman parte del Sistema Nacional de Salud están los institutos nacionales de Siquiatría Juan Ramón de la Fuente, de Cancerología, de Cardiología Ignacio Chávez, de Enfermedades Respiratorias Ismael Cosío Villegas, de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán; de Neurología y Neurocirugía Manuel Velasco Suárez; de Pediatría, de Perinatología Isidro Espinosa de los Reyes y de Rehabilitación, entre otros.

 

65 mil 402 millones 540 mil pesos se destinaron para jubilados y pensionados

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) pagó el año pasado un total de 65 mil 402 millones 540 mil pesos a 241 mil 261 pensionados y jubilados, cuyo origen proviene de las propias arcas del Instituto hasta en 77.5 por ciento.

De acuerdo con el reporte Magnitud y Costo del Personal Jubilado y Pensionado, que forma parte del Informe sobre los Servicios Personales del IMSS, que entregará antes del 30 de junio al Senado y a la Cámara de Diputados, los 217 mil 551 jubilados y pensiones directos del Instituto requirieron de 61 mil 866 millones 100 mil pesos; es decir, 94.59% de toda la erogación.

En tanto, que los 23 mil 710 pensionados beneficiarios, que se refiere las pensiones por la muerte del trabajador en activo, jubilado o pensionado; viudez, orfandad, simple o doble y pos ascendencia, requirieron tres mil 536.4 millones de pesos, que representan 5.41 por ciento.

Detalla que los jubilados y pensionados directos son los titulares de los beneficios otorgados por el régimen interno de esta prestación, que se adquieren al jubilarse por años de servicio y por pensión de edad avanzada, vejez, invalidez por enfermedad general y por incapacidad permanente por riesgos de trabajo.

A diciembre de 2013 totalizaban 217 mil 551 jubilados y pensionados directos, de los cuales 83.49% eran jubilaciones por años de servicios; 8.43% de pensiones por invalidez por enfermedad general; 4.98% de pensiones por edad avanzada y vejez; 2.33% de pensiones por riesgos de trabajo y 0.77% pensionados por incapacidad parcial permanente.

El reporte del IMSS precisa que en todo el país existe un total de tres millones 423 mil 560 trabajadores del sector privado que están pensionados, y que son un rubro diferente a los pensionados y jubilados de su propia plantilla laboral.

El reporte del IMSS recuerda a los legisladores federales que desde 1943, el Instituto y el Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social (SNTSS) pactaron el Régimen de Jubilaciones y Pensiones (RJP) para los trabajadores del IMSS.

Añade que el RJP fue modificado por pacto contractual, en la revisión de 1987-1989, donde se precisó que es un estatuto que amplía y complementa el plan de pensiones señalado en la Ley de Seguros de Invalidez, Viudez, Cesantía en Edad Avanzada y Muerte (IVCM) y de riesgos de trabajo, con vigencia a partir del 16 de marzo de 1988; también quedó establecido que las jubilaciones y pensiones que se otorguen conforme al régimen vigente comprenden, respecto de sus trabajadores, el doble carácter de asegurado y trabajador.

Así también, en esa revisión contractual, se estableció que como parte de su financiamiento, cada trabajador aportará 3% del salario base pensionable.

Recuerda, de igual manera, que en octubre de 2005, el IMSS y el SNTSS suscribieron el Convenio Adicional para las Jubilaciones y Pensiones de los Trabajadores de Base de Nuevo Ingreso, en el cual se convino que los trabajadores en activo, incluidos los candidatos registrados en bolsa de trabajo, con inicio de actividades antes de la fecha de firma en ese convenio, no sufrirán afectación alguna respecto a los beneficios incluidos en el Régimen de Jubilaciones y Pensiones.

Comentarios

Lo que pasa en la red