'Bájate los pantalones', relatan víctimas de cura pederasta en SLP

Las investigaciones en contra de Eduardo Córdova Bautista continúan para esclarecer las más de 100 denuncias en su contra por abuso sexual de menores

COMPARTIR 
28/05/2014 19:39 Karla Méndez/Corresponsal

SAN LUIS POTOSÍ, 28 de mayo.- Tras 30 años de gozar de impunidad, el ex sacerdote Eduardo Córdova Bautista, fue expulsado por el Vaticano y las investigaciones continúan para esclarecer las más de 100 denuncias en su contra por abuso sexual de menores.

Fue el pasado 20 de mayo,  cuando la Procuraduría General de Justicia de San Luís Potosí anunció  que atraería la investigación del ex sacerdote, luego de que se tuviera conocimiento de que el Vaticano ordenó una investigación al respecto.

El procurador General de Justicia de San Luis Potosí, Miguel Ángel García, señaló que él solicitaría toda la información de las denuncias presentadas en contra del sacerdote al arzobispo en San Luis Potosí.

Que la Procuraduría General de Justicia del Estado solicitará al arzobispo, Jesús Carlos Cabrero Romero que le remita todas las denuncias que tienen en contra del sacerdote Eduardo Córdova Bautista por presunto abuso sexual en contra de varias personas, una vez que la Iglesia católica aceptó estar investigando diversas acusaciones en contra del sacerdote se le pedirá todos los datos de las personas que presuntamente fueron afectadas para iniciar de inmediato las investigaciones”, señaló.

En ese momento, el vocero de la Arquidiócesis de San Luis Potosí, Jesús Priego Rivera, precisó que según, el derecho canónico las autoridades civiles no pueden tener acceso a las denuncias interpuestas.

Nosotros no podemos entregar este tipo de documentación, porque no nos corresponde a nosotros, nosotros, la santa sede, va fallar y nosotros vamos a hacer pública si allí de ahí alguna persona quiere se siente en el deber de ir a denunciar nosotros por supuesto que no la vamos a detener”, explicó.

Dejó claro que la Iglesia católica no encubriría a ningún religioso vinculado con acciones delictivas.

El proceso canónico se encuentra en curso que la iglesia no ha encubierto absolutamente nada que toda queja que ha llegado ha sido remitida al decasterío correspondiente y que la iglesia no está prometiendo que va a actuar, sino que está actuando”, comentó.

Priego Rivera informó que el cura bajo investigación no estaba prófugo de la ley eclesiástica.

Vamos el padre Córdova, está bajo un proceso canónico, en este sentido no puede él abandonar la ciudad”, señaló.

En redes sociales aparecieron carteles y espectaculares solicitando a los posibles afectados interpusieran  la denuncia penal correspondiente.

Hablan víctimas de Córdova Bautista

Dos días después del anuncio, se formalizaría la denuncia penal en su contra y sus víctimas daban a conocer ante la opinión pública la serie de agresiones que vivieron antes de que el padre Córdova tomara los hábitos religiosos, en su etapa como profesor de secundaria.

Bájate los pantalones, entonces me bajé los pantalones y luego bájate los calzones hasta los tobillos y empezó él a explorarme como si fuera doctor desde la parte baja del tobillo como la vena interna, yo dije está comprobando si me masturbo o no me masturbo, si le dije mentiras o no le dije mentiras", relató Humberto Abaroa, presunta víctima de abuso sexual.

Gunnar Mebius otra de sus  presuntas víctimas señaló que el padre tuvo el mismo modus operandí que con Humberto. 

Estaba echando básquet y me dolía mucho la panza, y me preguntó el maestro Córdova, me dice: ¿Qué?, ¿Pues qué te pasa?, le dije me duele la panza, éste me dice si quieres nos vemos ahorita que acabe el juego, te veo en el saloncito de acción social, el mismo lugar debajo de las escaleras donde citó a Humberto. Acabando el juego me fui ahí con él, cerró la puerta, el mismito modus operandi, quítate la camisa, me empezó a tocar”, relató.

Sus víctimas aseguraron que el ex sacerdote, en eso entonces profesor, comenzó a gozar de impunidad ya que únicamente se le despidió del Colegio Marista.

Y ya lo corrieron y a los años me entero que se hizo padre, que salió del seminario y me dio coraje, y dije cómo puede permitir la iglesia con esos antecedentes, porque era obvio que se sabía, lo expulsaron del colegio, lo corrieron", dijo una de sus víctimas.

Por lo anterior, la Asociación Iniciativa Ciudadana en apoyo a las víctimas de pederastia solicitó negar la cuadyuvancia de la Arquidiócesis de San Luís Potosí.

De la iglesia que no solicite la cuadyuvancia, no se puede aceptar la cuadytuvancia de los verdugos, segundo, que la Procuraduría no acepte la cuadyuvancia porque la cuadyuvancia es un derecho de las víctimas no de la institución que los victimizó”, indicó Martin Faz, de la Iniciativa Ciudadana en apoyo a víctimas de pederastia.

La asociación pidió de manera inmediata a la Arquidiócesis que presentara los archivos sobre los presuntos abusos cometidos por el sacerdote.

Debió de haberlo hecho cuando tuvo conocimiento de los hechos porque de acuerdo con la ley de culto público todas las asociaciones religiosas están obligadas a dar conocimiento inmediato de hechos que hayan conocido que sean delictivos a las autoridades civiles”, dijo Martin Faz.

Con ésta sentencia la Arquidiócesis en San Luis Potosí, informó que encontró responsable al padre Eduardo Córdova por las denuncias de pederastia, el  Vaticano ordenó su separación.

La iglesia se deslindó de cualquier responsabilidad sobre la violación encontrada y dejó a su suerte al cura expulsado de quien desconoce su paradero.

Le pedimos al padre Eduardo Córdova que se presente ante las autoridades que tiene la competencia de juzgar estos delitos”, expresó el Vicario General, Benjamín Moreno.

Tras el anuncio, la institución religiosa dejó las pruebas en manos de las autoridades para que actúen conforme al marco legal.

Tampoco somos la inquisición ni vivimos en los estados de la inquisición. Al César lo que es del César y a Dios lo que es de él, nosotros hemos dejado, estamos dejando en manos del César, en manos del estado que actúe y que haga lo que tiene que hacer, no podemos aprehender a ninguna persona”, dijo Armando Martínez, presidente del Colegio de Abogados Católicos de México.

Al conocer la resolución, la sociedad potosina acogió la decisión del Vaticano en un hecho que sienta precedente contra abusos religiosos.

Pero la denuncia que la Iglesia católica presentó ante la Procuraduría General de Justicia en el estado, es la única que tiene documentada. Se trata de la violación cometida contra un menor de edad, ocurrida en el 2012.

A pesar de los actos cometidos ni los eclesiásticos ni las víctimas tienen conocimiento del paradero del padre Córdova.

Las victimas aseguran que el  sacerdote no hubiera hecho más daño si la iglesia hubiera actuado a tiempo.

jgl

Relacionadas

Comentarios