Muere pastor al ser mordido por serpiente que manipulaba en misa

Jamie Coots, pastor de Kentucky famoso por manipular a serpientes durante sermones murió por la mordedura de una de ellas

COMPARTIR 
17/02/2014 07:00 AP
 Jamie Coots, un pastor de Kentucky que manipulaba serpientes en sus sermones y apareció en el reality show
Jamie Coots, un pastor de Kentucky que manipulaba serpientes en sus sermones y apareció en el reality show "Snake Salvation" de National Geographic, falleció el sábado de una mordida de serpiente (AP)

MIDDLESBORO, Kentucky, 17 de febrero.- Jamie Coots, un pastor de Kentucky que manipulaba serpientes en sus sermones y apareció en el reality show "Snake Salvation" de National Geographic, falleció el sábado de una mordida de serpiente.

Coots manejaba una serpiente durante un servicio el sábado por la noche en su iglesia de Middlesboro cuando el animal lo mordió, dijo otro predicador, Cody Winn, al canal de televisión WBIR-TV.

Jamie tenía una serpiente en las manos cuando se me acercó. El animal sencillamente se retorció y lo mordió en el dorso de la mano", dijo Winn.

Cuando la ambulancia llegó a la iglesia a las 20:30 horas dijeron a los socorristas que Coots se había ido a casa, dijo la Policía de Middlesboro en una nota de prensa. Cuando lo llamaron a su casa, Coots se negó a recibir tratamiento.

En 1995, Melinda Brown, de 28 años y de Parrottsville, Tennessee, falleció tras ser mordida en la iglesia de Coots por una serpiente cascabel

Los socorristas se marcharon a las 21:10 horas. Cuando regresaron una hora después Coots había fallecido de la mordedura, dijo la policía.

En enero de 2013 Coots fue sorprendido mientras transportaba tres serpientes cascabel y dos cabeza de cobre por Knoxville, Tennessee. Las autoridades le confiscaron las serpientes y Coots se declaró culpable de posesión ilegal de animales salvajes, por lo que lo condenaron a un año de libertad condicional sin supervisión.

Coots dijo en ese momento que necesitaba las serpientes por razones religiosas, y citó el Evangelio de Marcos.

Creemos literalmente que debemos manipular serpientes", declaró Coots a The Associated Press en febrero de 2013. "Llevamos manipulando serpientes 20 o 21 años".

Después de la mordida del sábado, Coots soltó las serpientes, pero las volvió a tomar y siguió el servicio. A los pocos minutos, dijo Winn, Coots se dirigió al baño.

Su hijo, Cody, dijo al canal de televisión que a su padre lo habían mordido ocho veces antes pero que nunca tuvo una reacción severa. Cody Coots dijo que pensaba que la mordida sería como las demás.

National Geographic expresó en un comunicado que quedó asombrada por "las devotas convicciones de Coots a pesar de los peligros de salud y jurídicos que enfrentó con frecuencia".

Esos riesgos siempre valieron la pena para él y sus fieles como manera de demostrar su profunda fe", expresó el comunicado. "Nos sentimos honrados de que nos dieran acceso al pastor Jamie y su congregación para nuestro programa".

En 1995, Melinda Brown, de 28 años y de Parrottsville, Tennessee, falleció tras ser mordida en la iglesia de Coots por una serpiente cascabel. Los familiares de la mujer rechazaron la versión de que la madre de cinco hijos tenía la serpiente en las manos cuando la mordió y mostraron su desacuerdo con testigos que dijeron que se negó a recibir tratamiento médico mientras sufría los efectos del veneno durante dos días en casa de Coots.

Comentarios

Lo que pasa en la red