Jorge Mario Bergoglio levanta el vuelo

La nueva cara que le ha dado el papa Francisco a la Iglesia católica ha catapultado su popularidad e inclusive hay muchos protestantes que aprueban su proceder y se han sumado como sus seguidores

COMPARTIR 
29/01/2014 23:26 Redacción, Notimex, EFE y AP

CIUDAD DE MÉXICO, 30 de enero.- Hace diez meses el papa Francisco asumió el trono de San Pedro y casi de inmediato se convirtió en el protagonista de una revolución en la Iglesia católica, tanto por sus medidas como por un carisma extraordinario.

En términos populares podría ser definido como el equivalente de una “estrella de rock” si no fuera porque su impacto en la imagen del Vaticano y sus negocios, en la Iglesia católica y en sus fieles. Y aún en la cultura popular es quizá más profundo.

Nadie sabe exactamente que tan amplia es esa influencia, pero sólo en términos de visitas a la ciudad papal, el incremento en 2013 fue de 300 por ciento respecto a 2012, de 2.35 millones a 6.6 millones de personas.

La fuerza con que el papa Francisco irrumpió en la escena mundial puede medirse simplemente con sus apariciones en los medios, no sólo los tradicionales donde su retrato ha sido tan prevalente como el de políticos y personalidades de moda. Y de hecho, más.

En sólo diez meses Francisco, nacido en Argentina como Jorge Mario Bergoglio, ha llevado a la prensa británica a preguntarse si no será el Papa más popular que haya existido jamás; los estadunidenses le concedieron de hecho ya el trono de popularidad con la aparición de su rostro en la icónica revista Rolling Stone y en el no menos importante semanario Time.

Y el encanto ha llevado a muchos protestantes estadunidenses a unirse al Fan club del Papa católico. Paul Rock, un pastor citado en la revista The National Catholic Reporter, se refirió a él como “un Papa del pueblo... una inspiración para católicos y protestantes”.

Rompiendo el protocolo

La razón puede ser su humildad, una característica que a veces es difícil asociar con jerarcas de la Iglesia católica; o su determinación de romper con intereses no tan claros dentro de la Iglesia, o simplemente a su simpatía y su carisma naturales, en contraste con la dura eficiencia de su antecesor, Benedicto XVI.

El relato de su decisión de posponer la santificación de Pío XII hasta que se abran del todo los archivos Vaticanos correspondientes a la Segunda Guerra Mundial no puede menos que congraciarlo con las sensibilidades de los judíos, como tampoco su bautizo de una niña de padres no casados por la Iglesia puede menos que hacerlo simpático ante millones de católicos antes marginados.

Y por supuesto, la idea de abrir oficialmente la puerta a los homosexuales o de corregir las legendarias irregularidades en las finanzas del Vaticano.

De acuerdo con Gary Langer, un encuestador que preside la empresa Langer Research, el papa Francisco “puede ser la persona más popular del mundo”, o por lo menos entre los católicos.

Cierto, su carácter y sus acciones encajan más que bien con la era populista en las comunicaciones masivas, del internet y del Twitter, de Facebook y WhatsApp.

¿Francisco SuperStar? Probablemente. ¿Irrespetuoso? Tal vez. ¿Cierto? Absolutamente...

 

El artista que lo volvió superhéroe

El papa Francisco se convirtió en “superhéroe” gracias al grafiti realizado por un artista callejero italiano a unas cuadras del Vaticano y cuya imagen se convirtió en viral en las redes sociales.

Mauro Pallotta jamás hubiera imaginado que una de sus obras obtendría tanta atención, pero su idea de representar a Jorge Mario Bergoglio como los ídolos de las caricaturas estadunidenses captó el interés de la prensa internacional.

Ayer, la esquina de la calle Borgo Pío, donde colocó su dibujo, atrajo a turistas y curiosos que se sacaban fotografías, comentaban los detalles y felicitaban al autor.

Para mí este Papa es un superhéroe, como los superhéroes de la Marvel que son metáforas de la mitología griega. En este caso hablamos de mitología moderna. Francisco es un superhéroe que tiene poder y lo usa para el bien del pueblo. Por eso es muy pop”, dijo Pallotta.

Tiene en la mano la maletita con los valores cristianos y una bufanda con los colores de San Lorenzo, eso lo hace ser más humano. Es humano, es humilde, pero es un superhéroe”, agregó.

El artista reveló, que la idea de pintar al Papa como Superman le vino mientras estaba leyendo unos cómics y miraba la televisión.
Al ver a Francisco en la pantalla sintió una “conexión inmediata”.

Entonces se puso a trabajar en un retrato del Pontífice como un superhéroe, hizo un boceto pequeño y después realizó el mismo en grande, lo recortó y lo fue a pegar donde se encuentra ahora.

Aclaró que no se trata de un grafiti de pintura porque no tenía intención de arruinar la pared de un edificio histórico. Por ello —sostuvo— lo realizó en papel que se puede despegar en cualquier momento, aunque con el paso del tiempo se arruinará.

Al preguntarle si pidió permiso para colocarlo, entre risas contestó: “No, es ilegal”.

Sinceramente no esperaba tanta atención mediática. Para mí es nuevo. Me gustaría regalarle el dibujo original al Papa, es una pintura pequeña”, confesó.

Aunque las redes sociales recibieron la obra con simpatía, algunos católicos se lamentaron por considerar que banaliza la figura papal.

Yo lo hice por estima al Papa y jamás para insultarlo. Un superhéroe para mí es siempre positivo, no logro ver la fase negativa en una cosa de este tipo. Nunca vas a dejar contentos a todos. Por mi parte estoy contentísimo de haberlo hecho, quizás con una atención un poco exagerada”, dijo Pallotta.

 

Desacreditan artículo de Rolling Stone

El portavoz del Vaticano, Federico Lombardi, calificó ayer de “periodismo superficial” el artículo de la revista Rolling Stone, que dedica la portada de su reciente número al papa Francisco.

Reconoció que el interés demostrado por esa publicación es un signo de cuánto impacto tiene en los ambientes más diversos Jorge Mario Bergoglio.

Por desgracia el ar-tículo mismo se descalifica cayendo en el habitual error de un periodismo superficial, que para poner en luz aspectos positivos del papa Francisco piensa que se debe describir en modo negativo el pontificado del papa Benedicto”, indicó Lombardi.

Lástima. No es este el modo de dar un buen servicio ni siquiera al papa Francisco, que sabe muy bien cuánto la Iglesia debe a su predecesor”, agregó.

 

Hacen llamado a ladrones

El cardenal Stanislaw Dziwisz, por casi 50 años secretario personal de Karol Woj-tyla, lanzó un llamado para que los profanadores de un santuario italiano devuelvan una reliquia de Juan Pablo II robada el fin de semana.

Deseo dirigir una solicitud a quienes han sustraído la reliquia de aquella iglesia del Gran Sasso. Les suplico, restitúyanla antes de la canonización de Juan Pablo II”, dijo en una entrevista con el diario Il Messagero.

El más cercano colaborador de Juan Pablo II, que el 27 de abril próximo será santificado, habló de “gesto incomprensible” y de haberse “quedado sin respiro” al conocer la noticia del robo.

Quizá fue sólo un acto de vandalismo. Me pregunté a quién podría servir este hurto. La reliquia no tiene ningún valor comercial, sólo un enorme peso afectivo ligado a la devoción de tantos fieles. Juan Pablo II amaba tantísimo las montañas de Abruzzo”, afirmó.

Comentarios

Lo que pasa en la red