Plural la revista ideal

Desde 1966 y durante un lustro, Octavio Paz y Carlos Fuentes desarrollaron el proyecto de una revista que “rompa el aislamiento”

COMPARTIR 
26/05/2014 04:41 Virginia Bautista
58 números fueron dirigidos por Octavio Paz

CIUDAD DE MÉXICO, 26 de mayo.- “Plural, la revista que publicó Excélsior de octubre de 1971 a julio de 1976, fue concebida y debatida por dos escritores fundamentales del siglo XX: el poeta Octavio Paz (1914-1998), único Nobel de Literatura mexicano, y el novelista y ensayista Carlos Fuentes (1928-2012).

Según la correspondencia sostenida entre ambos creadores, recién abierta en la estadunidense Universidad de Princeton después de 19 años de permanecer sellada, la línea editorial de esta “revista mensual de Crítica y Literatura”, sus temas, secciones, colaboradores y hasta patrocinadores fueron ideados detalladamente durante un lustro antes de su aparición.

Fue el 28 de enero de 1966, desde Roma, cuando Fuentes le propuso a Paz, tras pensar en los cambios y la revolución, “una curiosa ilusión”: unirse para hacer “una verdadera revista no localista”. Precisó que Paz podría dirigirla y él fungiría como secretario de redacción, destacando que tenían los contactos de sobra para financiarla hábilmente.

El autor de La región más transparente retomó el tema el 1 de octubre de ese mismo año, ahora desde París. Le narró al poeta que ya habló con Tomás Segovia sobre la revista necesaria “para mirar en vez de ser mirados”. Y le detalló los porqués de una publicación que “rompa el aislamiento”, que es “el virus maligno” de la crítica en México.

El 7 de noviembre de 1966, Paz admitió lo “indispensable y urgente” de una revista, “tú has dado la fórmula, no para ser mirados, sino para mirar”, una revista “hispánica pero abierta al mundo”, de “creación crítica y crítica creadora”.

El autor de El laberinto de la soledad aseguró que él, Fuentes y Segovia harían un buen equipo, que los tres podrían dirigirla; e indicó que lo mejor es que fuera como un suplemento dentro de un periódico, como el suplemento literario del Times en Londres.

Incluso, adelantó que quería conseguir tres patrocinadores. “Estoy dispuesto a escribir a todo bicho viviente”. Y sugirió a su amigo que ambos firmaran la carta a los posibles mecenas.

Ésta no era la primera ocasión que Paz y Fuentes hablaban de revistas, un tema que les fascinaba y del cual estaban siempre al pendiente. En una carta fechada en Nueva York el 27 de febrero de 1957, el poeta comentó en 16 cuartillas manuscritas el número ocho de la Revista Mexicana de Literatura, que en ese entonces dirigían Fuentes y el crítico literario Emmanuel Carballo.

Y, desde París, en una misiva del 29 de octubre de 1959, el autor de Libertad bajo palabra le habló al cuentista de la revista de la embajada de México en el país galo, a la que lo invitó a colaborar.

La diferencia siete años después es que ideaban un proyecto propio, independiente. “Nuestro proyecto marcha”, le ratificó Fuentes desde París el 14 de enero de 1967 y le contó que estaba viendo lo del patrocinio en Europa. A lo que Paz respondió desde México, el 5 de septiembre de ese mismo año, que el editor Arnaldo Orfila le propuso apoyar la revista, que sería publicada por la editorial  Siglo XXI y tendría ediciones en México y Buenos Aires.

El poeta aclaró que esto “no implicaría ningún control ni propiedad material, intelectual o ideológica sobre nuestra publicación”. Le detalló costos y colaboradores y le propuso que crearan una sociedad “tal vez anónima”, en la que la mayoría de las acciones fuera de Fuentes, Segovia y él.

El 68 los inspira

El despertar de los jóvenes a la política y los movimientos estudiantiles que tuvieron lugar en 1968 en París, Praga y la Ciudad de México, entre otras ciudades, prendieron aún más la obsesión de Paz y Fuentes por su revista ideal.

“Urge más que nunca ahora que las ideas han vuelto a contar”, le apuraba Fuentes desde Londres el 30 de mayo de ese año, e incluso admitió la posibilidad de hacerla desde París.

Paz, ya embajador de México en la India, le escribió desde Nueva Delhi el 2 de febrero de 1968, una carta en francés a André Malraux, ministro de Cultura en París, en la que le presentó el proyecto de la revista y le dijo que Fuentes lo buscaría para proporcionarle más detalles.

Al no conseguir el apoyo de Malraux, por la agitación política que vivía la Ciudad Luz, Paz mencionó decidido a su amigo en su misiva del 5 de abril de 1968: “Veremos de lo que somos capaces los latinoamericanos solos”.

Más adelante, el autor de Blanco expuso a Fuentes y a Segovia que la revista fuera mejor “trimestral, de 192 páginas, divididas en tres secciones”. En lo que los tres estuvieron de acuerdo al ver que también se desvanecía la posibilidad de trabajar con Orfila.

Así las cosas, con poca esperanza de hacer realidad su revista, fue Fuentes quien realizó el contacto con los periodistas Julio Scherer García y Manuel Becerra Acosta, que dirigían el periódico Excélsior.

El 23 de agosto de 1969, Carlos le contó a Octavio que comió con Scherer y Becerra Acosta. “Están haciendo un periódico digno”, le aclaró y añadió que “nos invitan a los dos a colaborar, son de gran valor”. Le mencionó que Scherer los distinguía de una forma singular: “dice que yo soy un gancho al hígado y que tú eres el uppercut y K.O.

Este primer acercamiento permitió el nacimiento, dos años después, de Plural, cuyos 58 números fueron dirigidos por Paz, quien escribió en 43 de ellos ensayos, cartas, poemas, comentarios y reseñas.

El número 1 de Plural (octubre de 1971) arrancó con la publicación de la participación resumida que tuvieron Fuentes, Juan García Ponce, Marco Antonio Montes de Oca, Gustavo Sainz y el mismo Paz en la mesa ¿Es moderna la literatura latinoamericana?, realizada el 20 de septiembre de ese año en El Colegio Nacional.

Fuentes colaboró en la revista de su amigo, aunque no con la frecuencia que éste hubiera querido. El 7 de diciembre de 1971, Paz le dijo en un telegrama: “sin ti Plural no sería plural”. Siete días después, agregó: “en ese grupo tú eres un elemento capital”. Y a los 21 días le ratificó: “En Plural, te necesitamos, tu colaboración literaria y política, consejos y críticas”.

Fuentes envió a la revista ensayos, cuentos y algunas de las conferencias que impartía en diversas universidades de Europa y Estados Unidos. Y estuvo al pendiente hasta su último número, con el que festejaron su quinto aniversario.

En Plural, Paz y Fuentes no sólo dieron cuerpo a sus ideas y conceptos como editores y escritores críticos, sino también promovieron las letras de Latinoamérica y enriquecieron su amistad.

Colaboradores

En el primer número se abordó el tema ¿Es moderna la literatura latinoamericana?  y participaron:

  • Carlos Fuentes
  • Juan García Ponce
  • Marco Antonio Montes de Oca
  • Gustavo Sainz 
  • Octavio Paz

 

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red