Mexicanos gastan 3.8% de sus ingresos en cultura

El INEGI revela por primera vez que los productos y servicios culturales representan 2.7% del PIB, es decir 379 mil 907 mdp al año

COMPARTIR 
22/01/2014 06:10 Luis Carlos Sánchez

CIUDAD DE MÉXICO, 22 de enero.- Por arriba de la participación que tienen los gastos en protección ambiental (1.0%) y lo que aporta la minería (2.0%, sin incluir el petróleo), los productos y servicios culturales representan el 2.7 % del Producto Interno Bruto (PIB) nacional, lo que equivale a unos 379 mil 907 millones de pesos anuales. Según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), la aportación de la cultura generó en 2011, 778 mil 958 empleos en todo el país.

Estudios como el del economista Ernesto Piedras que evaluaron en 7.3% la aportación económica de la cultura, son ahora cosa del pasado, de acuerdo con Eduardo Sojo Garza, presidente del organismo: “muchos esfuerzos se habían hecho en el pasado para determinar la cifra, pero sin contemplar la metodología de Cuentas Nacionales y sin toda la información, los esfuerzos anteriores no tenían estas cifras”, señaló ayer el funcionario al presentar los resultados de la Cuenta Satélite de la Cultura de México 2008-2011.

Los datos resultan reveladores: a decir de la dependencia el PIB de la cultura es 57 veces mayor que el valor agregado bruto que producen bares, cantinas y similares, y equivale a la suma del PIB de los estados de Nayarit (0.7%), Tlaxcala (0.5%) y Zacatecas (1.2%). La definición de cifras a través de una Cuenta Satélite del INEGI era un anhelo desde la administración anterior en el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta) y hasta ahora ha arrojado
resultados.

Los datos apenas han revelado cifras para 2011, pero se espera que el trabajo sea continuo y puedan ir actualizando las cifras año con año. Para determinar la aportación de la cultura al PIB el organismo evaluó cifras del mercado relacionadas con el sector; las actividades económicas aportadas por el gobierno federal y estatal; así como la producción y gasto de los hogares obtenido a través de una Encuesta Nacional de Consumo Cultural de México 2012 (ENCCM).

Como informó Excélsior (28/10/2013) el instrumento cuantificador se realizó entre una muestra de 14 mil 420 cuestionarios aplicados en igual número de viviendas pertenecientes a poblaciones con más de 15 mil habitantes. La encuesta por sí misma reveló la importancia que el sector representa para las familias mexicanas. De acuerdo con el documento, una familia mexicana gasta el 3.8 % de sus ingresos en bienes y servicios culturales, lo que equivalió en 2012 a un gasto de 122 mil 269 millones de pesos.

De esta cifra, el 24.8% fue gastado por los hogares mexicanos para ingresar a sitios y eventos culturales, mientras que el 6.7% se gastó por concepto de cuota o cooperación por asistir a cursos y talleres culturales. Las cifras resultan significativas cuando se comparan con otros gastos en los hogares mexicanos; de acuerdo con el INEGI, los 3.8 pesos de cada cien pesos que se invierten en cultura, superan la inversión en electricidad (2.8 pesos de cada cien); servicio telefónico móvil y fijo (3.4 pesos de cada cien) o pago por renta de vivienda (3.4 pesos de cada cien).

La ENCCM también arrojó datos que cuantifican en 41 millones de personas como usuarios de internet en  2012, de los cuales unos 31 millones lo hicieron, al menos una vez al año, por motivos culturales. Este número representa el 26 %
de la población total del país. De acuerdo con Sojo Garza, la encuesta contempló también la economía sombra o informal, en la que se incluye la piratería: “las preguntas eran cuánto se gastó en bienes y servicios en la vía pública, ahí está incluida la economía
sombra”.

A decir de Rafael Tovar y de Teresa, presidente del Conaculta, los datos que la Cuenta Satélite ha aportado, permitirán dirigir las políticas culturales que se planeen en el futuro. Las cinco estrategias que integran el Programa Especial de Cultura y Arte 2013-2018, presentadas el viernes pasado por el presidente Enrique Peña Nieto, ya han contemplado estos números: “en las metas que presentamos el viernes ya estuvieron tomadas en cuenta, para llegar a esas conclusiones, las cifras preliminares que nos proporcionó el INEGI”, dijo el funcionario.

La aportación que la cultura hace al PIB nacional, pondría además a México en el espectro mundial. De acuerdo con Arturo Blancas Espejo, director general de Estadísticas Económicas del INEGI, sólo países como Chile, Colombia, Finlandia y España cuentan con Cuentas satélite dedicadas al sector. A partir de las mediciones de cada nación, México se ubica arriba de los países latinoamericanos y ligeramente debajo de España, cuya aportación al PIB de la cultura es del 2.7 pero sin medir la aportación de los hogares que aquí ha sido obtenido con la ENCCM.

La Cuenta satélite ha arrojado que las industrias manufactureras (disfraces, artesanías) son las que acaparan el 25.6% del PIB relacionado con la cultura; seguido por otros bienes y servicios como producción cultural de los hogares y trabajo voluntario en organizaciones culturales (21.3); el comercio (15.7%) y la información en medios masivos incluyendo la edición de libros, periódicos, revistas, música y producción de películas (15.2).

Las cifras reveladas por el INEGI, agregó Tovar y de Teresa, deberán ser analizadas para “sacarle todo el provecho” por lo que ambos organismos convocaran “en un mes o mes y medio” a un seminario en donde especialistas y personas interesadas en la cultura puedan reflexionar en torno a los números arrojados.

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red