Mujeres en el DF beben más que el promedio nacional

Por su metabolismo, el género femenino se emborracha más fácilmente y corre mayores riesgos de caer en el alcoholismo; socialmente son estigmatizadas

COMPARTIR 
08/03/2014 05:25 Cintya Contreras

CIUDAD DE MÉXICO, 8 de marzo.- Cuatro copas o tragos de alcohol es lo máximo que debe consumir una mujer, ya que la quinta, la pone en riesgo de abusar de la bebida y comenzar el camino sin salida del alcoholismo.

Los  límites de ingesta aplican en la mayoría de los casos y responden a cuestiones biológicas, ya que a diferencia de los hombres, el organismo de la mujer reacciona diferente, aseguró Rafael Camacho Solís, director del Instituto de Atención y Prevención de las Adicciones (IAPA).

Agregó que “la mujer tiene un cuerpo más pequeño, con menos músculos que los hombres, por lo que hay una menor resistencia al consumo de alcohol debido a su metabolismo”.

20 años en promedio tarda una mujer en pedir ayuda

En el marco del Día Internacional de la Mujer, en entrevista indicó que a diferencia del hombre, a quien socialmente se le tolera el consumo, abuso y hasta la dependencia del alcohol, en las mujeres es mal visto, hay una estigmatización social, y los adjetivos en su contra son ofensivos.

De acuerdo con el estudio La mujer y el Alcohol, elaborado por el Centro de Estudios sobre Alcohol y Alcoholismo A.C., el sector femenino es propenso a emborracharse, aun bebiendo la misma cantidad que un hombre y éste no tenga signos de embriaguez, ya que el cuerpo tarda más en digerir el producto y por lo mismo, es mayor el riesgo de daños al hígado que se encarga de metabolizarlo.

El panorama empeora si se encuentra antes o durante su periodo de menstruación, ya que no existe la cantidad suficiente de sangre para las tareas de digestión y expulsión del cuerpo, asegura el estudio.

1.4 bebedoras de cerveza hay por cada una de destilados

Según la Encuesta de Adicciones, 2011 en el Distrito Federal, elaborada por el IAPA, los hombres beben menos alcohol que la media nacional, pero las mujeres superan el promedio de todo el país. En los adolescentes, el consumo está a la par entre ambos géneros.

La frecuencia del consumo es otro problema en las mujeres capitalinas, ya que se tiene la idea falsa de que al beber sólo los fines de semana, el organismo no se dañará tanto, cuando ocurre lo contrario y además, se elevan los riesgos de violencia y accidentes, señaló Camacho Solís.

En cuanto a las causas por las que una mujer llega a abusar del alcohol, la fiesta o los eventos sociales no son lo principal, indicó el titular del IAPA, el acento está puesto en los problemas personales, emocionales o familiares  y son sus detonantes, por lo que en ellas es común que beban en casa, solas,  o cuando ya nadie las puede ver.

12 años es la edad a la que comienzan a tomar

Al mantener en la oscuridad su consumo o sobrellevarlo con sus actividades diarias eludiendo el reconocimiento del problema, la familia lo detecta tardíamente, y si en promedio un hombre alcohólico acude a pedir ayuda tras 10 años de padecer esta enfermedad, en las mujeres, el tiempo se alarga casi al doble.

Los destilados son proporcionalmente más consumidos por las mujeres entre quienes hay 1.4 bebedoras de cerveza por cada una de destilados, de acuerdo con la
mencionada encuesta

En el Distrito Federal las autoridades detectaron que el inicio de consumo de alcohol en la población femenina es a los 12 años y medio y han comprobado que es la puerta de inicio hacia la ingesta de otro tipo de drogas como el tabaco, los inhalables y hasta los psicotrópicos.

En la pasada temporada navideña, fueron remitidas al Torito 93 mujeres, de entre 18 y 26 años, por rebasar los índices de alcohol en el cuerpo y para los especialistas en adicciones, el abuso de este tipo de sustancias, sin darse cuenta del daño que está causando en el cuerpo, es uno de los indicios de alcoholismo.

Según los estándares de salud internacionales, beber con moderación significa tomar una sola copa durante un evento u ocasión, hacerlo con “tolerancia” implica llegar a tres copas, el ritmo recomendado es de al menos una hora, por cada una, para que el hígado tenga tiempo suficiente para metabolizarlo y de preferencia, combinarlo siempre con alimentos.

Para las mujeres embarazadas esta totalmente prohibido ya que ponen en riesgo el producto, y tampoco en menores de edad ya que el cerebro sigue en proceso de maduración y puede verse afectado.

Test

Si contesta tan solo una pregunta afirmativa, indica que hay problemas que requieren atención inmediata.

  • Ha sentido la necesidad de beber menos.
  • Le enoja que le expliquen su forma de beber.
  • Se siente culpable por la forma en que bebe.
  • Siente la necesidad de beber por las mañanas (para curarse la cruda o simplemente por gusto).

 

Tips

Para reducir el consumo

  • Conozca la medida estándar  del trago.
  • Lleve  la cuenta.
  • Beba con calma, en pequeños sorbos.
  • Tome control de sus impulsos.
  • Aprenda a decir : “ya  no, gracias”

 

 

 

Relacionadas

Comentarios