Diputados comienzan debate sobre Ley de Competencia Económica

Con un quórum de 286 diputados, de un total de 500, se prevé que será larga la sesión, pues se ha informado que presentarán aproximadamente 40 reservas

COMPARTIR 
25/03/2014 13:57 Notimex
Con un quórum de 286 diputados, de un total de 500, se prevé que será larga la sesión, pues se ha informado que presentarán aproximadamente 40 reservas.

CIUDAD DE MÉXICO, 25 de marzo.- El pleno de la Cámara de Diputados comenzó a debatir el dictamen con proyecto de decreto que expediría la Ley Federal de Competencia Económica, que reglamentará la reforma constitucional en la materia.

La sesión inició con un quórum de 286 diputados, de un total de 500, y se prevé que será larga pues se ha informado que legisladores del Movimiento Ciudadano, el Partido de la Revolución Democrática (PRD), petistas y algunos del PAN, presentarán aproximadamente 40 reservas para discutir en lo particular.

Los objetivos primordiales de esa propuesta de ley son ofrecer productos y servicios más baratos para los consumidores, alentar una competencia sana entre las empresas, garantizar la libre competencia y concurrencia, combatir los monopolios y acabar con conductas anticompetitivas que han retrasado el crecimiento económico del país.

Los objetivos primordiales de esa propuesta de ley son ofrecer productos y servicios más baratos para los consumidores.

Se prevé alcanzar esos propósitos mediante un órgano de regulación autónomo, independiente e imparcial en materia de competencia económica, así como con el establecimiento de sanciones a quienes atenten contra la libre competencia y la concurrencia.

El documento contiene 90 modificaciones a la iniciativa remitida por el Ejecutivo federal, que será reglamentaria del Artículo 28 constitucional y que fueron aprobadas por la Comisión de Economía.

El dictamen de ley reglamentaria contiene 130 artículos y se divide en tres grandes apartados; el primero define las responsabilidades entre la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) y el Instituto Federal de Telecomunicaciones (ITC).

También define la integración de la Cofece, las atribuciones de sus funcionarios y garantías a su actuación técnica, autónoma e independiente, así como los mecanismos de control, transparencia y rendición de cuentas.

Prevé además los lineamientos para la integración y el funcionamiento de la autoridad investigadora, dotada de autonomía técnica y de gestión, y el funcionamiento de una contraloría interna que vigile el desempeño de los funcionarios del organismo.

El segundo apartado define las conductas anticompetitivas y prohíbe los monopolios y sus prácticas, las concentraciones ilícitas y las barreras que disminuyen, dañan o impiden la libre competencia en la producción, el procesamiento, la distribución o la comercialización de bienes o servicios.

Establece igualmente conceptos de las prácticas monopólicas absolutas y relativas e incluye “dos nuevos tipos de conductas monopólicas, que sancionan la explotación abusiva de un insumo esencial por parte del agente económico dominante”.

El tercer apartado refleja la separación estricta de cada una de las cuatro etapas en que se divide el procedimiento de aplicación de la política de competencia económica.

Algunos legisladores han señalado que este marco jurídico es el más importante que se ha aprobado en la LXII Legislatura, que ha avalado muchas reformas de gran calado.

Con la Ley Federal de Competencia Económica se pretende dar a la Cofece herramientas para que pueda sancionar las acciones que van en perjuicio de las empresas y la sociedad, cuidando siempre la certeza jurídica de los empresarios y de todos los entes económicos.

El jueves, al dar primera lectura a esa iniciativa, diputados de los partidos Revolucionario Institucional (PRI), Acción Nacional (PAN) y del Trabajo (PT) expresaron algunas diferencias sobre el tema.

Mientras el priista Héctor Gutiérrez de la Garza sostuvo que en el dictamen aprobado “no hay ninguna contradicción” para fomentar la innovación tecnológica y estimular a las empresas, el panista Carlos Angulo Parra recomendó tener cuidado en la aplicación de las sanciones a las empresas para no llegar a excesos.

A su vez, el petista Adolfo Orive Bellinger refirió cuatro contradicciones relativas a una supervisión restringida de la economía, la falta de sustentabilidad en el aumento de la productividad de las empresas, las sanciones a compañías altamente productivas y no alentar la libre competencia.

Fernando Zamora Morales, del PRI, aseguró que con ese marco legal se combaten prácticas monopólicas que alientan hasta 40 por ciento de sobreprecio a productos y servicios.

La diputada perredista Purificación Carpinteyro Calderón opinó que fortalecerá el mercado interno, mediante un consumo justo y equilibrado en precios y alternativas, y su compañero de bancada Carlos Augusto Morales López aseveró que con esa ley “México comienza una verdadera regulación de los monopolios”.

jpg

Comentarios

Lo que pasa en la red