'No soy Dios para garantizarle la salud': Médico ante muerte de bebés

En el transcurso de 12 días, dos recién nacidos fallecieron en el Hospital Regional de San Pedro Pochutla, Oaxaca, ante la falta de una unidad de cuidados intensivos neonatales

COMPARTIR 
17/01/2014 15:01 Patricia Briseño/Corresponsal / Foto: Archivo Cuartoscuro

OAXACA, 17 de enero.- En el transcurso de 12 días, dos recién nacidos, hermanos gemelos, fallecieron en el Hospital Regional de San Pedro Pochutla ante la falta de una unidad de cuidados intensivos neonatales que les ofreciera atención clínica debido a su bajo peso y complicaciones para respirar, denunció Javier Jiménez Lorenzo, familiar de las víctimas.

Los hijos de Emilio Lorenzo Monjaraz y Flavia Juárez Juárez, originarios de Santo Domingo de Morelos, en la región de la Costa, nacieron el 26 de diciembre de 2013, a los siete meses de gestación. Pero ocho días después, el 3 de enero, murió uno de ellos, por supuesta falla orgánica.

Posteriormente, el pasado miércoles 15 de enero, falleció el segundo bebé a pesar de haber logrado un aumento gradual de peso.

En respuesta al reclamo de los familiares, el director del Hospital, Víctor Vasconcelos irónico dijo: “No soy Dios para garantizarle la salud a los niños”.

Los padres de los bebés fallecidos, indígenas zapotecos de 23 años de edad cada uno, demandó ante el Ministerio Público de la Procuraduría General de Justicia la exhumación de los cuerpos para conocer las causas de la muerte de sus hijos, además de exigirle la investigación ante una posible negligencia médica.

Pues, según el tío de las bebés, durante la permanencia en el Hospital no recibieron el diagnóstico del estado de salud de los menores y tampoco les permitieron la salida del sobreviviente, una vez que el primero había muerto.

Fg

Comparte esta entrada

Relacionadas

Comentarios