Justin Timberlake da todo en su primer concierto en Marruecos

El cantante estadunidense cantó, bailó, tocó el piano y la guitarra y no se tomó ni un minuto de respiro en su espectáculo

COMPARTIR 
30/05/2014 19:26 EFE / Fotos: EFE

RABAT, 30 de mayo.- El cantante Justin Timberlake lo dio todo en su primer concierto en Marruecos: cantó, bailó, tocó el piano y la guitarra y no se tomó ni un minuto de respiro en un espectáculo de casi dos horas ante miles de personas en Rabat.

Timberlake abría el festival Mawazine, la cita musical más importante del año en el país, y no defraudó a las masas de jóvenes, y sobre todo adolescentes, que ocuparon la explanada de OLM, donde se celebrará durante una semana los conciertos gratuitos de las grandes estrellas internacionales.

El cantante americano saltó con comodidad del pop al funky o incluso al blues, aunque donde más lo siguió el público de Rabat fue en las canciones pop, como TKO, Sex Love Sound o What goes around comes around, mientras que en otros temas el público no supo corear los estribillos, como se lo pedía el artista.

Con una orquesta de casi diez músicos más cuatro coristas negras que le dieron un toque "soul" al concierto, más las bailarinas que acompañaban a Timberlake en las distintas coreografías, llegó a haber en el escenario en varios momentos hasta veinte personas.

A pesar de las numerosas adolescentes que le gritaban "I love you", Timberlake no mostró el menor interés en explotar su faceta de galán o seductor: vestido de negro con su clásico sombrero y unas cómodas zapatillas deportivas blancas, Timberlake estuvo lejos de la imagen de sex-symbol que alguna vez tuvo.

Lo que sí dejó claro el cantante, como ya ha hecho otras veces, es que quería que la cita de Rabat fuera un pequeño homenaje a Michael Jackson, del que cantó dos canciones: Shake your body -sin duda el momento más funky del recital- y Why Why.

Hacia el final del concierto, Timberlake se hizo con una guitarra acústica con la que cantó una balada y un clásico del blues que terminó sonando a rythm&blues, aunque visiblemente el público no parecía familiarizado con esta faceta del artista.

Timberlake demostró no solo su versatilidad con los estilos y hasta los instrumentos, sino también su simpatía y sus ganas de conectar con un público que hasta hoy desconocía.

hch

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red