Spike Jonze, el amor en los tiempos de la computadora

En su filme 'Her' un hombre (Joaquin Phoenix) se enamore del sistema operativo hipermoderno que acaba de instalar en su computadora personal

COMPARTIR 
17/02/2014 13:03 EFE / Fotos: Especial

MADRID, 17 de febrero.- Spike Jonze, un autor de los considerados "de culto", llega con Her, una película sobre los problemas que tiene el ser humano para relacionarse con sus iguales y buscar la felicidad; "va sobre la dificultad para intimar con otras personas".

Si en su primer largometraje, Being John Malkovich (1999), Jonze conseguía meter al espectador en la cabeza del venerado actor estadunidense, en esta se sirve de un entorno sumamente futurista para hacer posible que un hombre se enamore del sistema operativo hipermoderno que acaba de instalar en su ordenador personal.

La gente puede tener una idea equivocada y pensar que Her habla de los avances tecnológicos, pero en realidad, es una película sobre el amor, las relaciones y la intimidad".

Va por cinco Oscar

"Se trata de dos personas intentando conectar, y resulta que una de ellas es sólo una voz", explicó el realizador (Maryland, 1969), que por esta cinta está nominado a cinco Oscar, entre ellos el de Mejor Película.

Y a pesar de un enunciado así, que podría esconder un chiste malo, lo que hay detrás es una emotiva historia de amor y soledad que desnuda la incapacidad de un treintañero Peter Pan, incapaz de reconocer que lo es, para abrir su corazón y compartir su vida.

"La gente puede tener una idea equivocada y pensar que Her habla de los avances tecnológicos, pero en realidad, es una película sobre el amor, las relaciones y la intimidad", detalló Jonze en Madrid, donde promocionar la película.

Cuando el futuro nos alcanzó

Ese lugar futurista y esa tecnología al alcance de todos y tan presente en la vida cotidiana de los habitantes de una Nueva York más a lo alto todavía, es "solo el envoltorio".

"Podría suceder ahora mismo, no me importa tanto dónde sino qué: trato de explicar el deseo de los humanos por buscar la intimidad con otras personas. 'Gravity' -puso como ejemplo- ocurre en el espacio, y Her en un mundo tecnológico. Ninguno de los dos ambientes son imprescindibles para contar lo que quieren contar", resume.

En Her, la voz de Scarlett Johansson es la sexy y eficaz Samantha, un programa de ordenador diseñado para empatizar con sus usuarios, de tal modo que uno de ellos, Theodore Twombly (Joaquin Phoenix) encuentra en ella, por fin, a su alma gemela y el cómplice perfecto para superar su matrimonio frustrado con Catherine (Rooney Mara).

Nacido Adam Spiegel -con su nombre auténtico firma el doblaje del divertidísimo alien que protagoniza el videojuego con el que se entretiene Theodor en su casa-, Jonze tiene fama de gamberro y provocador, aunque él aseguró que eso son cosas del pasado.

Del escatológico 'Jackass' al culto del videoclip

Parte de esos rumores provienen de sus comienzos como socio fundador del programa televisivo Jackass, que luego, con el apoyo de Jeff Tremaine y Johnny Knoxville, convertiría en saga de éxito taquillero, sobre todo entre los jóvenes, seguidores de sus salvajadas y bromas escatológicas.

Después de muchos trabajos musicales para artistas como Björk o R.E.M., y firmar videoclips legendarios, como Sabotage con los Beastie Boys, o Weapon Of Choice de Fatboy Slim, Jonze hizo Adaptation (2002) y Where The Wild Things Are (2009), cintas que le llevaron varios años completar, y no sólo porque, dice, medite sus proyectos.

"Es que me gusta hacer otras cosas entre medias. He escrito y producido Jackass III; también hice una historia pequeñita que se llama Robots Story...se necesita tanto tiempo para hacer un largometraje que sólo lo hago si quiero hacerlo realmente, por eso me lo tomo con calma", explicó.

Hoy, Jonze decidió restringir al máximo la promoción de Her, limitó a dos las entrevistas para televisión y no quiso posar para los fotógrafos; aún así, y a pesar de la fama que le precede, reaccionó de forma amable cuando sus asesores deciden dar por terminada la entrevista.

"Venga, haz una más", pero al elegir como pregunta sus nominaciones a los Oscar, protestó: "Vamos, lo puedes hacer mejor", dejando bien claro que los máximos galardones del cineestadunidense le importan poco. Genio dentro y fuera del celuloide.

cmd

Relacionadas

Comentarios