Brilla mexicano en cumbre operística

La tercera participación del destacado tenor Javier Camarena en el Festival de Salzburgo, el más importante del planeta, está resultando un rotundo éxito

COMPARTIR 
30/08/2014 03:06 EFE
Camarena debutó en 2004 en La hija del regimiento. Foto: EFE
Camarena debutó en 2004 en La hija del regimiento. Foto: EFE

SALZBURGO,  Austria. 30 de agosto.— El público lo adora y la crítica especializada habla de su voz como imponente y brillante. La tercera aventura del tenor mexicano Javier Camarena en el Festival de Salzburgo está siendo un rotundo éxito para un artista que no oculta su orgullo por estar en este importante certamen.

“Estamos en el festival más importante del mundo hoy en día, resulta un gran orgullo para mí estar aquí representando a la comunidad de artistas latinos”, reconoce el cantante veracruzano en una entrevista.

Conocido como “el príncipe de los tenores”, Camarena interpreta este año justamente al personaje del príncipe Don Ramiro, en una moderna y divertida versión de la ópera cómica La Cenerentola, creación del genial compositor Gioachino Rossini (1792-1868).

Camarena comparte escenario y protagonismo con la reconicida mezzosoprano italiana Cecilia Bartoli, una de las grandes figuras de la ópera, que encarna en esta obra el papel de una cenicienta llamada Angelina.

“Es una producción muy italiana” en la que “el elenco es extraordinario”, explica el tenor, que afirma que, para él, trabajar con italianos es “como trabajar con amigos”.

Entre esos amigos se cuentan el director escénico Damiano Michieletto y los barítonos Enzo Capuano, Nicola Alaimo y Ugo Guagliardo.

Divertido cuento de hadas

Camarena ha conquistado con su actuación al auditorio de la Haus für Mozart en las tres funciones que se han celebrado ya de la La Cenerentola; el tenor todavía tenía programados otros dos encuentros con el público, uno ayer mismo y otro hoy.

El artista de 38 años, que ha participado en diferentes versiones de la que sin duda es una de las obras más populares de Rossini, opina que “esta versión en Salzburgo explota el lado humano de los personajes”, lo que la hace mucho más interesante.

“Tiene sus lados fantásticos, pero es mucho más rica escénicamente”, explica.

La historia se basa en el popular cuento de hadas La Cenicienta y se considera que contiene algunas de las mejores piezas musicales del compositor italiano. El escenario de este cuento de hadas es un moderno restaurante buffet que más tarde se convierte en un club nocturno.

En este ambiente tan original es donde el príncipe, que en esta versión es una estrella del pop, se enamora de la mujer de la limpieza.

“Es una idea muy original”, aplaude el mexicano, quien considera que es “una adaptación muy moderna que conserva la lógica y el respeto al libreto”.

“Es una ópera muy divertida, muy fuera de lo que estamos acostumbrados a ver”, recomienda el tenor, muy vinculado a las obras de Rossini.

“Este compositor ha sido piedra angular en mi carrera, ya que en la mayoría de los teatros europeos mi debut ha sido con el Barbero de Sevilla, rememora.

El pasado enero, en una de sus interpretaciones del príncipe Don Ramiro, Camarena se convirtió junto al italiano Luciano Pavarotti (1935-2007) y al peruano Juan Diego Flórez, en el tercer tenor que en los últimos 70 años ha repetido un aria a petición del público en el Met de Nueva York.

“A raíz de los sucesos en el Met, las cosas en mi carrera se han dado de manera exponencial y vertiginosa” cuenta.

En pocos meses, el reconocimiento a su trabajo “ha sido impresionante”, indica Camarena quien, sin embargo, asegura que no busca la fama.

Una década sobre el escenario

El cantante debutó en su propio país en 2004 en la ópera La hija del regimiento, de Donizetti, por lo que este 2014 celebra sus 10 años de carrera.

Un aniversario que el tenor quiere dedicar y compartir con todos los que han estado apoyándole en México.

De hecho, el artista tiene planeadas dos galas, el 7 de septiembre en México DF y el 10 en Culiacán, justo para celebrar esos diez años de carrera.

“Me encanta regresar y compartir en esos escenarios lo que estoy haciendo en todo el mundo”, afirma.

Respecto a su primer disco, Recitales, presentado recientemente, Camarena asegura estar muy satisfecho por la aceptación que ha tenido por parte del público.

En los próximos meses comenzará también la grabación de su segundo disco, Serenata, que se espera se comercialice a finales de año.

Este trabajo será “un recital a piano con pura música mexicana”, revela el tenor.

Esta es la tercera vez consecutiva que el joven tenor mexicano es invitado a participar en el Festival de Salzburgo, una cita de la que no duda en decir que “tiene trascendencia en la carrera de todo músico”.

Aquí tuvo la experiencia “inolvidable” de trabajar con el maestro Claudio Abbado, fallecido este año.

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red