Cierran La Tallera por mantenimiento

El área de exhibiciones de La Tallera se cerrará por 40 días para realizar trabajos de mantenimiento en su sistema de desagüe y conectarlo al drenaje público

COMPARTIR 
09/07/2014 00:27 Sonia Ávila
 Las actividades académicas se mantendrán en el recinto.  Foto: Cortesía Conaculta
Las actividades académicas se mantendrán en el recinto. Foto: Cortesía Conaculta

CIUDAD DE MÉXICO, 9 de julio.- El área de exhibiciones de La Tallera se cerrará por 40 días para realizar trabajos de mantenimiento en su sistema de desagüe y conectarlo al drenaje público, confirmó Taiyana Pimentel, directora del espacio que tras una remodelación reabrió en septiembre de 2012.

Detalló que ante las fuertes lluvias que se han registrado en Cuernavaca no son suficientes los desagües del inmueble, pues dirigen el agua pluvial a la calle de un costado que carece de un sistema de drenaje, y ello provoca la acumulación del agua.

“Lo que está pasando es que la cantidad de metros cúbicos de lluvia que caían normalmente en Cuernavaca este año prácticamente se han duplicado, y la salida de esta agua no existía. La Tallera sale a una calle interna y esa calle no tiene desagüe público; lo que se va hacer es una conexión entre el drenaje público de la ciudad y La Tallera. El agua de la lluvia que cae no está saliendo al espacio público como ocurre con todos los edificios, sino que se queda en una calle interna”, explicó vía telefónica.

Al aclarar que no existen daños materiales en el edificio, la también directora de la Sala de Arte Público Siqueiros señaló que las actividades académicas se mantienen, pues no cerrará el área de cafetería ni biblioteca. Prevé que para inicios de septiembre se inaugure la exposición de Rubén Ortiz Torres, planeada para agosto.

Los trabajos los realizará el departamento de obras del gobierno de Morelos, y consistirán en conectar literal los ductos de La Tallera al drenaje profundo. Si bien esto no implica una intervención interna del edificio, Pimentel dijo que no se puede mantener abierta el área de murales y exposiciones temporales por la mugre que genera una construcción.

“El problemas es sencillo: si uno hace una obra pública en La Tallera el polvo que se deriva de esa obra podría dañar a las exhibiciones temporales y a los murales permanentes; no puedo tener la sala poliangular abierta y sometida al riesgo de que entre polvo o cemento; se trata de una capa pictórica frágil.”

Tras dos años de restauración, en septiembre de 2012 se reabrió la que fuera casa-estudio de David Alfaro Siqueiros con un centro de documentación, una biblioteca, una librería y una cafetería. La inversión total fue de 46 millones de pesos, aportados por el gobierno federal y estatal.

La restauración se hizo a partir de la propuesta de la arquitecta Frida Escobedo, quien planteó recuperar el sistema de poleas que utilizaba Siqueiros para producir sus murales, lo mismo que las bodegas subterráneas. Además el Centro Nacional de Conservación y Registro del Patrimonio Artístico Mueble restauró los murales exteriores creados en 1965.

Desde entonces, La Tallera ofrece un programa de exposiciones, de actividades académicas y de residencias artísticas.

Comentarios

Lo que pasa en la red