Abrió la mayor feria de arte

El encuentro comercial moderno y contemporáneo más importante del mundo concluirá el domingo

COMPARTIR 
20/06/2014 12:24 Agencias
Art Basel

BASILEA, Suiza, 20 de junio.-Luego de dos días reservados a los invitados especiales, Art Basel abrió ayer sus puertas al público en la ciudad de Basilea, para el disfrute de las más innovadoras propuestas de arte contemporáneo y moderno.

Al exclusivo encuentro de arte, que concluirá el próximo domingo, asisten más de 280 galerías provenientes de 34 países; 18 de ellas iberoamericanas, entre las cuales están registradas cuatro mexicanas: OMR, kurimanzutto y Proyectos Monclova, a las que se suma, por primera ocasión, LABOR.

En esta cuadragésima quinta edición de Art Basel, el público puede apreciar y disfrutar del trabajo de cuatro mil artistas, entre ellos el mexicano Jorge Satorre, quien exhibe Matar vasijas.

En dicha propuesta, explicó LABOR, el artista muestra el trabajo que la gente de Xico, Estado de México, ha realizado para el rescate de piezas prehispánicas de la zona y para la creación de un museo, que carece de algún apoyo gubernamental.

Por su parte, la galería kurimanzutto lleva la obra de Damián Ortega, Gabriel Orozco y Abraham Cruzvillegas; Proyectos Monclova, la de Eduardo Terrazas, Christian Jankowski y Marie Lund; mientras que OMR muestra las propuestas de Dark Matter.

Art Basel es reconocida por ser uno de los espacios donde se exhibe el arte más innovador del momento, ese que rompe moldes, esquemas y más de un bolsillo.

Un reconocimiento a “lo nuevo” que se concreta no sólo en las obras realizadas en los últimos tiempos, sino también en aquellas que fueron creadas hace más de un siglo pero que fueron rompedoras e incluso escandalosas en su tiempo.

Es el caso de las obras de los españoles Pablo Picasso, Joan Miró, Eduardo Chillida y Antoni Tàpies o los estadunidenses Andy Wharhol y Francis Bacon.

Precisamente, una de las ventas que ya se han concretado estos dos días previos a que la feria se abriera al gran público es el Self-Portrait (1986) de Wharhol, vendido por la galería Skarstedt por 35 millones de dólares.

No ha sido la única venta, el Nothing is a problem de Damien Hirst ha sido vendido por la galería White Cube por seis millones de dólares.

De acuerdo con la numeraría del encuentro de arte, fundado en 1970 por Ernest Beyer, Trudi Bruckner y Balz Hilt, se espera que entre intermediarios, coleccionistas, expertos, amantes del arte y artistas del mundo entero, asistan más de 86 mil personas.

pap

Comentarios

Lo que pasa en la red