Sujeto azota y mata a bebé que no dejaba de llorar

José Luis González Ramírez recibió sentencia de 50 años de cárcel acusado del delito de homicidio contra un menor de cuatro meses de nacido

COMPARTIR 
18/02/2014 14:54 Redacción
José Luis González Ramírez recibió una sentencia condenatoria de cincuenta años de cárcel por el homicidio de un menor de cuatro meses de edad. Foto Archivo
José Luis González Ramírez recibió una sentencia condenatoria de cincuenta años de cárcel por el homicidio de un menor de cuatro meses de edad. Foto Archivo

CIUDAD DE MÉXICO, 18 de febrero.- La Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) informó sobre la sentencia que le fue dictada a un sujeto que golpeó y azotó en su cuna a un infante de cuatro meses de nacido porque no dejada de llorar y a consecuencia perdió la vida, recibió sentencia condenatoria.

Informes de la Subprocuraduría de Procesos indican que las pruebas aportadas durante el juicio ordinario, acreditaron la participación de José Luis González Ramírez, en el delito de homicidio calificado.

José Luis González Ramírez recibió una sentencia de 50 años de cárcel por el homicidio de un bebé. 

Una vez estudiados los agravios, el Juez 12 Penal, con sede en el Reclusorio Preventivo Norte, dictó sentencia de 50 años de cárcel contra dicho sujeto, quien también deberá pagar 323 mil 800 pesos de reparación del daño por indemnización y tres mil 885 pesos de multa.

En el expediente 71/2013, el representante social demostró que la madrugada del 19 de marzo de 2013, el ahora sentenciado estaba con su pareja y madre del infante, en una vivienda ubicada en calle Salto del Agua, colonia Arboledas, delegación Tláhuac.

Alrededor de la 01:00 horas, el sujeto escuchó el llanto de la víctima, por lo que acudió a su recámara para cargarlo, dándole varios golpes en la espalda y al ver que seguía llorando lo azotó contra la cuna lesionándose en la cabeza.

La madre del bebé empujó a su pareja y tomó al niño dándole de comer, para después dejarlo dormido.

Horas más tarde, la progenitora se percató que el infante no respiraba, por lo que lo llevó a un hospital donde confirmaron que había fallecido por los golpes recibidos por José Luis González Ramírez, quien fue asegurado por elementos policiacos.

 

mca

Comentarios

Lo que pasa en la red