CIUDAD DE MÉXICO, 26 de agosto.- Con la venta de Raúl Jiménez al Atlético de Madrid, el América se ha quedado sin jugadores forjados en sus fuerzas básicas que sean capaces de entrar en su once inicial -demostrado en los recientes dos partidos ante Morelia y Chiapas en los que Antonio Mohamed armó un cuadro titular con jugadores comprados a otras instituciones-, aunque existe una base que hace pensar que la ausencia se solventará a corto plazo. “La cantera está lista”, avisó al respecto el defensa Erik Pimentel.  

Desde que regresó a la institución, consciente de que Jiménez podría emigrar al balompié europeo, el presidente deportivo Ricardo Peláez priorizó la incorporación de jóvenes a los trabajos del primer equipo, con el fin de que pulieran sus cualidades y lucharan por un puesto en el primer equipo. No caerán en la vorágine de armarse con gente de fuera y relegar a los suyos.

La apuesta del club azulcrema es tan sólida que regresó al ariete Martín Zúñiga y a los defensas Gil Burón y Ventura Alvarado, quienes fueron prestados el año pasado a otros clubes, además de que le dio cabida a Luis Pineda, Néstor Martínez, Francisco Rivera, Sergio Rodríguez y Alfonso Sánchez.

En el caso de Zúñiga  la confianza es mayúscula, al grado de se le ha puesto como el sucesor de Jiménez, dicho por el propio Peláez, por su capacidad goleadora. Al ariete no le desagrada la idea, lo llama a trabajar más, pero no se aventura a mencionar que su carrera será tan meteórica como la de su excompañero. 

Estoy tranquilo, a la espera de que se presente una oportunidad y ya será decisión de Antonio Mohamed si me mete o no. Sientes bonito (que lo coloquen como sucesor de Raúl), es algo que logras gracias a tu labor. Uno va a trabajar y tratar de hacer bien las cosas”, comenta.

Para Zúñiga, los elementos de la cantera que trabajan bajo el mando de Mohamed tienen el potencial para competirle a cualquier elemento titular e incluso, a nivel personal, no cree desmerecer ante el consolidado Luis Gabriel Rey con quien tiene una lucha especial por el puesto que dejó Jiménez. “Todos los que estamos ahí tenemos la capacidad, por algo nos tienen en el primer equipo”, afirma.

Pimentel, por su parte, comparte la idea de Zúñiga, pero puntualiza que tendrán que mostrar la suficiente capacidad cuando se les abra una posibilidad. Demuestra que los chavos se han hecho a la idea de que no se les regalará nada.

Estamos con la disposición y bien preparados para hacer frente a cualquier partido. La cantera está lista, está trabajando bien y estamos a la espera de una oportunidad para aprovecharla. En lo personal me siento bien, para competirle a cualquiera y listo para cuando me pongan hacer las cosas como las he hecho”.

El Turco Mohamed  ha encontrado en la Liga de Campeones de la Concacaf el espacio idóneo para darle juego a los jóvenes. Lo hizo en la goleada de 6-1 sobre el Bayamón y lo repetirá esta noche en el partido ante el Comunicaciones en Guatemala.