CLEVELAND, 11 DE JULIO.- LeBron James volverá a los Cavaliers. El astro de la NBA dijo a Sports Illustrated que decidió fichar con Cleveland, algo que parecía inimaginable hace cuatro años después de todas las críticas que recibió al irse de los Cavaliers para jugar con el Heat de Miami.

"Mi relación con el noreste de Ohio va más allá del basquetbol. No me di cuenta hace cuatro años, pero ahora sí", dijo James a la revista.

James jugó sus siete primeras temporadas en Cleveland. En cuatro años con el Heat, disputó la final de la NBA en cuatro ocasiones y ganó dos campeonatos. Ahora vuelve a Cleveland para tratar de darle un título a una ciudad con una larga sequía de campeonatos.

James es oriundo de Akron, Ohio, un pueblo cercano a Cleveland.

Antes de que a nadie le interesara dónde jugaría, yo era un muchachito del nordeste de Ohio. Es donde aprendí a caminar", dijo James a SI. "Es donde corrí, donde caminé, donde sangré. Ocupa un lugar especial en mi corazón. La gente allí me vio crecer. A veces siento como que soy su hijo. Su pasión puede ser abrumadora. Pero me impulsa. Quiero darles la esperanza que pueda. Quiero inspirarlos en lo que pueda".

Cuando se fue de Cleveland lo llamaron desleal, narcisista, cobarde, nada menos que el propietario de los Cavaliers, Dan Gilbert, quien escribió una carta en la que fustigó a James por elegir Miami.

Y ahora James volverá a jugar para Gilbert. "No ofreceré una conferencia de prensa ni una fiesta", dijo James a la revista. "Después de esto, es hora de ponerse a trabajar".

Con su decisión, la era de los Tres Grandes en Miami termina mucho antes de lo que esperaba el Heat.

James, Chris Bosh y Dwyane Wade ejercieron opciones en sus contratos para convertirse en agentes libres en este verano, pero se suponía que aceptarían modificaciones en sus contratos para dar flexibilidad financiera al equipo en un esfuerzo por actualizar el plantel.

23 mil 170 puntos registra LeBron

Pero el máximo astro vuelve a sus raíces. Bosh también podría irse. Y Heat enfrenta un futuro decididamente incierto, una sorpresa para el conjunto que ganó los cuatro últimos títulos de la Conferencia Este.

James no cumple los 30 hasta diciembre, por lo que es seguro suponer que está alcanzando su mayor nivel.

Y las cifras que ha dejado en sus primeras once temporadas en la NBA ya lo han inmortalizado. Ya está en el puesto 27 entre los anotadores de todos los tiempos con 23 mil 170 puntos, y podría trepar entre los 20 primeros en la temporada próxima. Desde que entró en la liga como el primer escogido por los Cavaliers en el draft de 2003 nadie ha sumado más minutos ni ha anotado más puntos que James. Sus equipos han superado a sus oponentes nada menos que por 3.743 puntos estando él en juego.

Solo Tony Parker y Tim Duncan de los Spurs de San Antonio han aparecido en más temporadas regulares que James en los últimos 11 años. Y parece mejorar todavía, ya que en la temporada pasada fue su séptimo año en el que mejoró su porcentaje de aciertos en remates al aro, con casi el 57 por ciento.

Los Cavaliers cuentan con el estelar base Kyrie Irving y acaban de seleccionar al talentoso alero Andrew Wiggins con el primer turno en el draft, por lo que la llegada de James los convierte en candidatos instantáneos a disputar la corona.

Miami perdió la última final ante los Spurs de San Antonio.

ald