CIUDAD DE MÉXICO, 10 de abril.- La derrota de Brasil 7-1 ante Alemania en semifinales no resultó una sorpresa para todo el mundo. Contra todos los pronósticos hubo algunos afortunados que apostaron por este resultado.

Las tres grandes casas de apuestas británicas pagaban muy bien por acertar el increíble resultado: Paddy Power y William Hill daban 500 libras por cada libra apostada (500/1) y Ladbrokes resultaba más fructífero para los apostadores, pagando el doble.

Por su parte en el sitio de internet Betfair, la apuesta por este marcador se pagaba 999-1.

Ocho británicos ganaron con el marcador. Nadie ganó con William Hill y Landbrokes.

Paddy Power indicó que cuatro personas pagaron cinco libras (110 pesos) por este resultado, llevándose a casa cerca de dos mil 500 libras (55 mil 630 pesos). Uno más se llevó a casa 500 dólares.

“Hubo algunos apostadores que parecían estúpidos y que ahora parecen genios”, dijo el portavoz de Paddy Power, Josh Powell, quien consideró que sus predicciones hubieran merecido entrar en el Salón de la Fama de las apuestas, si tal cosa existiera.

Ochenta y dos jugadores pronosticaron correctamente que el centrocampista alemán Toni Kroos marcaría dos o más goles, una apuesta que se pagaba 80 a 1, y uno de ellos puso 20 libras (445 pesos).

Asimismo, el gol de la consolación brasileña le costó una fortuna a William Hill.

El tanto de Oscar “hizo que tuviéramos que pagar un millón de libras para quienes apostaron que ambos equipos marcarían, que es nuestro segundo tipo de apuesta más popular, detrás de quién ganará el partido y por encima del marcador exacto o el primer goleador”, reconoció Powell.

El británico Reggie Kray se llevó 3,412 libras (76 mil pesos)cuando apenas pagó cinco (110 pesos).

En el medio tiempo, cuando Alemania iba ganando 5-0, Kay apostó por el marcador 7-1, a través de su cuenta de Twitter contó su historia. En los últimos minutos cuando los teutones iban 7-0 a su favor, pidió que los brasileños anotaran el gol de la honra, el cual al final, le hizo ganar una buena cantidad de dinero.

Pero el más afortunado fue un sujeto en Brasil que logró ganar 46 mil 380 dólares (600 mil pesos) por una apuesta de apenas 20 dólares por la derrota.

La apuesta incluía la condición que Sani Khedira realizara además al menos uno de los siete goles, y que Brasil hiciera solamente uno. Se desconoce la identidad del apostador.

Un gol que, asimismo, debió dejar en lágrimas al pobre cliente de Ladbrokes que apostó 2 libras a que Alemania ganaría 7 a 0, un marcador que se pagaba 1,000-1.

Ganan con la desgracia de Brasil

De acuerdo con el periódico brasileño O Globo, un sujeto se ganó por el inaudito resultado una televisión en un sorteo organizado por  una televisora de Paraná en el que entraron 148 mil personas.

El ganador, un estudiante identificado con el nombre de Elton Sato, aseguró que puso un marcador que sabía nadie más tendría.

“Nadie creía que podía acertar, ni yo”, aseguró el joven.

En Brasil, la humillante derrota también perjudicó a algunos pequeños empresarios.

Una librería ofreció un 10 por ciento de descuento en todos los libros por cada gol de Alemania. Al final, la tienda cumplió su promesa y vendieron 100 ejemplares con un 70% de descuento.