SALVADOR, 4 de julio.- Johnny Acosta, defensa de la selección de Costa Rica, indicó que Holanda, equipo al que se enfrentarán en los cuartos de final del Mundial de Brasil, no asusta "para nada" al cuadro que dirige su entrenador Jorge Luis Pinto.

El futbolista costarricense, que seguramente será titular mañana por la ausencia del sancionado Óscar Duarte, mostró sus respetos a una de las selecciones favoritas para lograr el título, pero también dejó claro que su equipo tiene posibilidades de seguir en la competición.

No nos asusta para nada, la verdad. Desde España hasta aquí, casi todo fueron, si no errores, contragolpes. Estamos preparados para ir por la victoria. Sabemos que va a ser un partido bastante difícil y no tememos ni a nada ni a nadie", señaló.

Para Acosta, estar en Salvador a punto de disputar los cuartos de final de un Mundial "es un gusto" y una "alegría inmensa" participar de un encuentro de semejante categoría. "A ver qué pasa", se preguntó.

"Nos encontramos motivados, contentos y con ganas de seguir haciendo nuestra historia. Nos enfrentamos a un gran rival muy fuerte y estamos con los pies sobre la tierra. El partido está para los dos. Estamos en igualdad de condiciones y que gane el mejor", sentenció.

Seleccionados y Pinto, hijos predilectos de San José

Los futbolistas de la selección de Costa Rica y el entrenador, el colombiano Jorge Luis Pinto, fueron declarados "hijos predilectos" de la ciudad de San José, debido a su gran desempeño en el Mundial de Brasil 2014, informó hoy la Municipalidad.

La Municipalidad de San José explicó que el acuerdo quedó en firme el pasado martes, y que la distinción se basa en la Orden Cleto González Víquez, la cual se entrega a personalidades destacadas del país.

Cuando la selección regrese de Brasil se realizará un acto solemne en el que se les entregará un pergamino y medallas a los integrantes del equipo, explicó a los periodistas la portavoz de la Municipalidad, Teodora Dinarte.

Este reconocimiento se suma a los homenajes que ya han anunciado, por separado, el Congreso y la Casa Presidencial, para reconocer el papel histórico de la selección que ante Holanda jugará por primera vez unos cuartos de final de un Mundial.

Este es el cuarto mundial en el que participa Costa Rica después de Italia'90, Corea del Sur-Japón 2002 y Alemania 2006, y solo en el primero había logrado superar la fase de grupos, pero fue eliminada en octavos de final por la antigua Checoslovaquia.

ald