CUIBÁ, 24 de junio.- Colombia llegó al último partido de grupo con los deberes hechos. Contra Japón sólo le basta un empate para asegurar el primer puesto del Grupo C.

La escuadra cafetalera derrotó por 3-0 a Grecia en su debut y luego venció por 2-1 a Costa de Marfil, con lo que igualó la campaña del Mundial de Italia 1990, cuando también avanzó a los octavos.

El objetivo de los colombianos es superar esa fase y llegar como mínimo a los cuartos de final, aunque los jugadores han sido cautos y afirman que sólo están pensando en Japón, pues el técnico José Pekerman les ha inculcado que hay que ir “partido por partido”.

Aún perdiendo ante los asiáticos, Colombia podría quedar en el primer lugar del Grupo C si Costa de Marfil no vence a Grecia en el otro choque de la serie, que se jugará al mismo tiempo en Fortaleza.

Los nipones deben ganar para tener opciones de clasificar, aunque necesitarían que su triunfo se conjugara con una derrota de Costa de Marfil, de menos de  dos goles, o un empate entre el equipo africano y Grecia.

El zaguero Cristian Zapata destacó la velocidad de los japoneses y dijo que la defensa tiene que cuidarse porque sus contragolpes son peligrosos.

Todos conocemos que Japón es una selección fuerte, con muy buenos jugadores. Lastimosamente para ellos los resultados no se les han dado. Es un equipo muy fuerte, con jugadores muy rápidos”, afirmó.

Zapata comentó que antes de integrarse a la selección colombiana para el Mundial conversó sobre ese partido con el japonés Keisuke Honda, su compañero en el Milán de Italia.

Con Honda estuvimos hablando bastante del partido que nos tocará ahora. Dijimos que las dos selecciones son fuertes, con jugadores importantes y que esperábamos que ganara el mejor. Ha llegado el momento y esperamos que nosotros sigamos por el camino de la victoria y logremos los tres puntos”, anotó el defensor.

La idea de nosotros es sacar los tres puntos”, dijo Zúñiga, mientras que el portero David Ospina afirmó que “a Japón hay que mirarlo con respeto” porque “es un equipo con grandes asociaciones y que puede cambiar de defensa a ataque rápido.”

Se espera que Pekerman descanse a algunos de sus jugadores titulares y, además, tratará de encontrar la forma de sustituir al capitán Mario Yepes,  baja por dolencias musculares.