CIUDAD DE MÉXICO, 30 de mayo.- Si hay un jugador desequilibrante y que puede cambiar la historia de un partido a favor de la Selección Mexicana ése es Giovani dos Santos, quien, a sus 25 años, vivirá su segunda Copa del Mundo que representa un gran logro en su carrera, pero a la vez un compromiso mayor.

Brasil 2014 dejó de ser un anhelo y ahora es toda una realidad, Giovani cumplirá una meta que se había trazado y lo hará de la mejor forma al llegar en el mejor estado físico que ha tenido en su carrera.

Tengo 25 años y me siento de maravilla, el compromiso conmigo mismo fue algo que me alentó a prepararme mejor y a concentrarme más. Creo que eso me ha rendido frutos y físicamente puedo decir que estoy en el mejor momento, he bajado de peso, pero no he perdido potencia. El año que tuve en Villarreal fue maravilloso y yo me sentí excelente en los últimos partidos”, afirmó el atacante del Villarreal de España.

El talento de Gio fue un aporte esencial para su club un año después de haber conseguido el regreso a la Primera División, el Submarino Amarillo se metió a una competencia europea y en España lo señalan como el principal artífice del éxito.

Fue un año redondo en todos los aspectos, el equipo fue entendiendo muy bien la idea del técnico y poco a poco fuimos demostrando las ganas que teníamos de trascender. Ser parte de este proyecto me hace sentirme orgulloso y creo que ese también es el sentir de mis compañeros, cuando uno está feliz en donde está las cosas se dan”, apuntó.

Dos Santos ahora sólo está enfocado en lo que será la participación de la Selección Mexicana en el Mundial de Brasil. De hecho, destacó que nunca condicionó su llamado ni le exigió a Miguel Herrera la titularidad o alguna posición en especial.

No, en ningún momento le dije a Miguel que si me iba a llamar me pusiera a jugar en una posición en especial, el técnico es él y yo respeto su trabajo. Se dijeron muchas cosas y hasta incluso se dijo que yo no quería venir, pero en ningún momento me pasó eso por la cabeza, porque yo estoy muy contento de defender a mi país en un evento tan importante, por lo que voy a dar mi máximo esfuerzo para conseguir las metas”, sentenció Giovani.

Es tal el compromiso que tiene Gio con el Tricolor, que su deseo lo hace pasar por “loco” para algunos, pues afirmó que México va a trascender en el Mundial de Brasil 2014.

Claro que voy para ser campeón, no puedo ir con otra mentalidad y para eso estamos trabajando. Muchos me dijeron que estaba loco por decir que México podía ganar el Mundial, pero eso es en lo que yo creo. Vamos a ir paso a paso, pero en la mente tenemos que vamos a estar jugando la final el 13 de junio.”

 

¿Y DÓNDE ESTABA MARCO FABIÁN?

El Tri aterrizó, sin Marco Fabián, en Dallas en donde fue recibido moderadamente por unos 30 aficionados.

El mediocampista que anotó el tercer gol en la victoria de México ante Israel, fue detenido por tener problemas con su visa y su incorporación fue algunas horas después con el equipo para la práctica regenerativa.

Tenía que renovar la visa y la impresión no pudo conseguirse por la noche del jueves, así que hasta en la mañana me la dieron, pero era en un cierto horario que me retrasó el vuelo”, aclaró el jugador.

La gente notó de inmediato la ausencia del jugador del Cruz Azul, que es el segundo entre los convocados por Miguel Herrera que presenta problemas de visa, pues anteriormente José Juan el Gallito Vázquez había presentado anomalías en sus papeles.

Incluso, desde México el jugador no llevaba el traje oficial que le dieron a cada jugador para los viajes y salió en ropa deportiva para las aclaraciones en el consulado.

Una vez que todo transcurrió con normalidad, Fabián señaló que los tres partidos que le quedan al combinado mexicano son de suma importancia.

El equipo estará desde ayer y hasta el 7 de junio en Estados Unidos, en donde jugará tres partidos amistosos comenzando en Dallas ante Ecuador, el martes en Chicago contra Bosnia y el 6 de junio en Boston enfrentando a Portugal.

El debut mundialista lo hará el 13 de junio ante Camerún en la ciudad de Natal y su concentración será en Santos.