BUENOS AIRES, 23 de marzo.- Verónica Ojeda, expareja de Diego Armando Maradona, anunció hoy que perdió el hijo que esperaba del exfutbolista argentino, a las 14 semanas de embarazo, según informaron medios locales.

En el día de la fecha, comunico que luego de un complicado embarazo, he sufrido la pérdida del mismo y esto hace que me encuentre inmersa en un profundo dolor", transmitió Ojeda, de 35 años, en un comunicado difundido por el diario Crónica.

Según declaraciones del abogado de Ojeda, "Verónica tenía un útero muy débil", que ya le había causado complicaciones en su primer embarazo, por lo que debía que mantener "reposo absoluto".

La expareja del astro argentino había confirmado el embarazo en febrero y la nueva paternidad de Maradona, con quien un año antes había tenido al pequeño Diego Fernando.

Sin embargo, Maradona, de 53 años, había desmentido que él fuera el padre del bebé que esperaba Ojeda. 

cmb