SEATTLE, 12 de enero.- Los aficionados de los Halcones Marinos de Seattle sacudieron la tierra bajo el estadio CenturyLink Field durante la victoria de ayer ante los Santos de Nueva Orleans, y causaron otro sismo, dijeron sismólogos.

De acuerdo con los científicos, el pequeño sismo se produjo durante un touchdown de Marshawn Lynch y fue casi seguramente más fuerte que el famoso sismo en “escala bestial” ocurrido durante otra anotación de Lynch hace tres años, también durante un partido de playoffs contra Nueva Orleans.

John Vidale, de la Red Sísmica del Pacífico Noroccidental en la Universidad de Washington, le dijo al diario The Seattle Times que van a saber con certeza en unos pocos días.

En el 2011, los fanáticos, a saltos y pisotones, generaron un temblor de magnitud 1 o 2 durante un espectacular acarreo de touchdown de Lynch.

ald