PACHUCA, Hgo., 4 de enero.- Con apenas lo suficiente, el “Diablo” se le apareció a los Tuzos del Pachuca para comenzar de buena forma el inicio del Torneo Clausura 2014, tras vencerlos 1-0 en el estadio Hidalgo.

La solitaria anotación del conjunto escarlata fue obra del paraguayo Pablo Velázquez en el minuto 74, que le valió a su escuadra sus tres primeras unidades del campeonato, en tanto el cuadro “tuzo” se quedó sin sumar en este arranque de certamen.

Al conjunto mexiquense no le importó que el rival llegara con muchos refuerzos a este primer partido del campeonato y propuso el encuentro con llegadas sobre la meta defendida por Oscar Pérez, pero sin consecuencias para él.

Sin embargo, fue precisamente el cuadro local el que puso la cuota de peligro con algunas llegadas que pudieron terminar en gol, sobre todo de Enrique Esqueda cuyos disparos fueron contenidos por el arquero del cuadro mexiquense Alfredo Talavera o salieron desviados.

Pero la más clara de gol estuvo del lado tuzo, cuando por izquierda el ecuatoriano Alex Colón envió centro al área donde Enner Valencia remató con la cabeza y cuando ya se cantaba el tanto, Antonio Ríos despejó en la línea de gol, en el minuto 34.

Luego el encuentro cayó en una serie de imprecisiones de parte de los dos equipos que previamente habían cortado el accionar del mismo, luego de una serie de faltas en todos los sectores de la cancha por lo que se fueron al descanso con el 0-0.

En la parte complementaria, el partido cayó en intensidad, pero aún así la escuadra hidalguense logró inquietar la meta de Talavera, quien estuvo atinado en sus intervenciones para evitar la caída de su marco y ser la figura de su escuadra.

Sin embargo, cuando Pachuca más atacaba vino una jugada de Eddy Brambila en el área local y cedió para el guaraní Pablo Velázquez quien de media vuelta resolvió para dejar estático a Oscar Pérez y hacer el 1-0, en el minuto 74.

Con el resultado a su favor, los dirigidos por el paraguayo José Cardozo se adueñaron del esférico y manejaron el balón para gastar el tiempo en el reloj y de esa forma lograr su primer triunfo del campeonato sobre un Pachuca que no levanta.

ald