PARÍS, 30 de diciembre.- Michael Schumacher, máximo ganador en la historia de la Fórmula 1, está en condición crítica tras una neurocirugía practicada de urgencia para atender las lesiones que sufrió en un accidente cuando esquiaba en los Alpes franceses.

El Centro Hospitalario de la Universidad de Grenoble, a donde fue trasladado en helicóptero, reportó que llegó en coma y fue operado de inmediato del cerebro después de un traumatismo grave en la cabeza.

El comunicado del hospital firmado por un neurocirujano, un anestesista y Marc Penaud, subdirector del centro médico, dijo que el ex piloto “continúa en una condición crítica”. Se reportó que hoy se ampliará la información de su evolución.

La gendarmería de la montaña francesa dijo que Schumacher usaba casco cuando sufrió una fuerte caída en el centro de esquí Meribel, y que sufrió una lesión “relativamente grave” en la cabeza.

Se informó que el siete veces campeón de la Fórmula 1 estaba consciente cuando los equipos de rescate llegaron al sitio del accidente. De inmediato fue llevado al hospital de Moutiers y luego al de Grenoble.

La situación comenzó a verse más grave cuando el centro vacacional informó que el cirujano ortopedista y traumatólogo Gerard Saillant había viajado de París al hospital para examinarlo.

Saillant fue quien operó al alemán cuando se fracturó una pierna durante un choque en la pista de Silverstone, en 1999.

La representante de Schumacher, Sabine Kehm, dijo que el ex piloto se encontraba en un viaje privado para esquiar y que “cayó de cabeza”, pero solicitó comprensión “porque no podemos dar mayores datos acerca de su estado.”

El hijo de 14 años de Schumacher estaba esquiando con su padre cuando ocurrió el accidente informó el centro vacacional, donde el alemán tiene una residencia y acude regularmente a esquiar.

Hubo confusión sobre dónde ocurrió la caída ya que mientras la gendarmería dijo que se encontraba en el cruce de dos senderos, el director del centro de esquí Christophe Gernigon señaló que estaba fuera de las pistas.

Schumacher se retiró en 2006 tras obtener cinco títulos de la F1 de forma consecutiva con Ferrari, antes había ganado dos con Benetton. En 2010 regresó con Mercedes, hasta que en 2012 volvió a decir adiós.