CINCINNATI, 22 de diciembre.— Los Bengalíes lograron calificarse a la postemporada tras ganar, como locales, su encuentro de este domingo a los Vikingos de Minnesota por 42-14, con gran actuación de su defensiva.

Un destacado encuentro tuvo el linebacker Vincent Rey, que interceptó un pase y lo convirtió en un touchdown de 25 yardas, además del quarterback Andy Dalton, que lanzó cuatro pases de anotación para conducir hacia el triunfo a los de Cincinnati.

Los Bengalíes (10-5) mantuvieron su récord perfecto como anfitriones y se clasificaron a los playoffs por tercera campaña consecutiva, una excelente estadística para el equipo, después que Miami perdió 19-0 ante Buffalo. Cincinnati podía quedarse con la corona del Norte de la Conferencia Americana si Baltimore pierde su encuentro ante Nueva Inglaterra.

En sus cuatro últimos partidos en el estadio Paul Brown, Dalton ha lanzado para cinco, tres, tres y cuatro touchdowns. Los Bengalíes han superado los 40 puntos en cada uno de sus cuatro últimos encuentros como locales, una marca histórica para el equipo.

Los Vikingos (4-10-1) habían derrotado a Chicago y Filadelfia, dos equipos candidatos a los playoffs, en las tres últimas semanas. Sin embargo, ni el retorno del running back Adrian Peterson, tras recuperarse de una lesión, no fue suficiente para mantenerle el paso triunfal de los Bengalíes.

"Los balones perdidos definitivamente decidieron el partido", dijo Peterson, "Los pusimos en condiciones de realizar el juego de la manera que ellos querían”.

Esta calificación representa la primera vez en la historia de los Bengals que han llegado a los playoffs en tres temporadas consecutivas.

Cabe mencionar que Dalton entró al selecto grupo de los mariscales de campo que han lidereado a su equipo rumbo a la postemporada en tres temporadas que ha jugado, uniéndose a Pat Haden de los Rams, Dan Marino de los Delfines, Bernie Kosar de los Browns y Joe Flacco de los Ravens.

fdr