Sergio Basañez, los años no pasan por él

Tener una buena actitud y gozar de salud son las claves esenciales que hacen de este guapo galán verse rejuvenecido y con vitalidad

COMPARTIR 
09/01/2014 00:30 Ana Luisa Castillo / Fotos: Selene Vargas

CIUDAD DE MÉXICO, 9 de enero.- A Sergio Basañez nada le acompleja, al contrario, la actitud que lleva por la vida es de satisfacción, agradecimiento y felicidad, ¡y cómo no! si es uno de los galanes consentidos de la televisión que por más que pasen los años, no le afecta. Ahora que está descansando de las telenovelas, este galán otoñal está listo para retomar una etapa en su vida, la de actuar sobre los escenarios teatrales.

—Sergio, antes que nada gracias por posar para nuestra cámara, ¿cómo te sentiste?

Yo muy contento, es como la segunda vez que trabajo por acá, además me siguen gustando las sesiones de foto, me relajan mucho.

—¿Y así de relajado comienzas el año?

Yo ando en Guadalupe-Reyes pero desde noviembre, así es que muy bien la verdad (risas). Comienzo con el pie derecho después de cerrar el año con mucho trabajo. El 2013 me dejó muchas satisfacciones, trabajé nuevamente con Disney Networks y Azteca para hacer Secretos de familia, la verdad fue un proyecto que me gustó muchísimo por el tono de la novela y porque lo dirigió el maestro Raúl Quintanilla, además de que fue un equipo de trabajo extraordinario, y obviamente me tocaron grandes amigos. Fue un placer trabajar con la señora Ofelia Medina y no pude pedir más.

—¿Ya comenzaste a cumplir tus metas?

Pues estoy trabajando en eso, aunque déjame decirte que a estas alturas del partido, yo sólo pido más salud, más trabajo, a mi familia unida con armonía en paz.

—¿Este 2014 lo comienzas con trabajo?

Pues estoy analizando regresar a la televisión, tengo un proyecto en Azteca todavía y sólo espero que siga en el barco verdad (risas), además de que me están ofreciendo una obra de teatro de la que me encantó mucho, así es que estará mezcladito. Este 2014 será de lo que Dios quiera.

—Te siguen las series, hiciste A corazón abierto y ahora Secretos de familia experimentaste de cierta forma un género más, ¿cierto?

Sí y la verdad es que me gusta mucho. A corazón abierto fue la primera serie con la que debuté, y créeme que es un ritmo de trabajo que me encanta. Además las historias estuvieron padrísimas, Grey’s anatomy en que estuvo basada me encantaba. Yo quedé fascinado con la experiencia de darle vida un doctor, no sabes lo que aprendí de esa bella profesión y lo que ahora los admiro. Y ahora con Secretos de familia, el personaje que hice ahí, me fascinó.

—¿Crees que fue el personaje idóneo para regresar a las telenovelas de Azteca?

Creo que más bien fueron momentos porque ahí está el Aguirre de Amor en custodia, inolvidable y muy diferente el Diego celoso e impulsivo que la armaba de todo y es bueno sobre todo que estén bien escritos y lo que hable sea inteligente y congruente con el personaje y eso es lo que uno luego agradece como actor, lo que uno está hablando.

—Además Anette Michel ya es como parte de tu familia, pues ya son varios los proyectos en los que han coincidido...

Después de tantos años de trabajar en la misma empresa y de conocernos ya casi somos familia; fue un rollo muy cómodo tenerla de pareja porque nos tenemos toda la confianza del mundo de decirnos lo que sea y no hay ningún problema, se trabaja muy a gusto con ella.

COMO LOS BUENOS VINOS

—Hablando de admiración, tú como los buenos vinos, pasan los años y estás mejor, ¿tienes tus secretos?

Pues mira me meto en una barrica de cedro y ahí duermo, nadamás pongo un cojín para estar más cómodo y me encierro toda la noche y luego me pongo en el congelador (risas). No es cierto, pues el ejercicio.

—¿Ya cuántos años llevas haciendo ejercicio?

Gimnasio llevo haciendo cerca de 30 años. Toda mi vida he hecho ejercicio, jugué beisbol, americano, luego hice karate, creo que de todo un poco y luego me gustaron las pesas, desde ahí no lo he dejado. Soy muy disciplinado en ese sentido.

—Ya es tu estilo de vida entonces...

Sí, ya es parte de mí. Si no voy ya me empiezo a sentir gordo, me siento mal, así es que busco un tiempo para eso.

—Y cómo te sientes ahorita, ¿más guapo que antes?

Pues sí y no (risas). La verdad es que me siento igual como cuando tenía 20 años. Ni con menos energía ni con más. Lo guapo habrá opiniones encontradas, lo que sí es que me siento feliz.

—¿Eso es la fuente de la juventud?

Sin duda el ser feliz, el cuidarte para mí me ha funcionado, me siento pleno justo por eso, porque soy un hombre estable, tranquilo y me siento bien por dentro y por fuera.

—¿Y qué hay de tu alimentación?

De hecho tengo una dieta en la que desayuno papaya, granola y un licuado de proteína; luego de almuerzo claras de huevo con jamón de pavo con otro licuado; en la comida ensalada, sopa de verduras con salmón y arroz hervido. En la noche dos tacos de pico de gallo.

—¿O sea que nunca rompes la dieta?

Sí la rompo, pero no a cada rato. Cuando voy a un buen restaurante pido hasta postre, así es que es cosa de que me organice.

—Tras estos consejos, ¿no te gustaría sacar un libro o hacer un video?

Fíjate que no es tan descabellante la idea, me gustaría y mucho. Quizás después haga algo relacionado. Sí me gustaría porque además creo que sé mucho del tema y podría funcionar. No sé, quizás me aviente.

CUIDA MUCHO DE SU FÍSICO

—¿Físicamente te has sometido a algún cambio de imagen, como arreglitos en el rostro?

Fíjate que no y mucha gente que convive conmigo me lo ha preguntado. Más bien he adelgazado y quiero pensar que por eso me veo diferente. La verdad no me he hecho ningún arreglito y el día que lo haga se los avisaré, pero yo quiero envejecer con dignidad.

—¿Eres un hombre obsesivo con su belleza?

Metrosexual sí soy, me gusta la ropa de marca y vestirme bien y estar bien y con un buen corte de pelo, eso sí me gusta, pero exagerado tampoco lo soy, el justo medio porque todos los excesos son malos.

—¿Te llama la atención la dirección?

La producción sí me llama la atención, incluso tomé un curso de producción de televisión y de cine, pero por ahora me absorbe mucho la carrera y, bueno, ya produje el año pasado una obra que se llamó Ya mátame por favor, con América Gabriel que no nos fue nada bien, pero nos divertimos mucho.

—¿A los ejecutivos de Azteca les has externado tu interés para producir televisión?

Ellos lo saben y yo espero que se me dé la oportunidad. Elisa Salinas me dice que todavía tengo que dar mucho como actor, pero yo digo que ya estaría bueno empezar por ese lado en lo que descanso de un proyecto a otro, estar en alguna producción trabajando.

LA PATERNIDAD EN SUS PLANES

—Por último, ¿la paternidad está dentro de tus planes?

Sí está en mis planes, pero no hay con quién explorar esa otra parte, no ha habido suerte. Ahorita estoy soltero, por eso estoy contento.

hch

Relacionadas

Comentarios