Siete años

Las gracias más sinceras al público que todos los días me deja informarlo y sí, también (porque así lo creo), por dejarme ser parte de su familia.

COMPARTIR 
Yuriria Sierra 29/05/2014 04:15
Siete años

Uno siempre se encariña más con los proyectos que ve nacer. Indudable y naturalmente. En los años que tengo dentro de los medios de comunicación, recuerdo y atesoro las lecciones aprendidas en cada uno de ellos. Todos tienen lugar. Pero cuando me toca hablar de Cadenatres, es imposible hacerlo de una forma distinta. Hace poco más de siete años, cuando recibí la invitación para incorporarme a un canal 28 que venía de una tradición de ser sólo un escaparate de videos musicales, fue comenzar a trabajar en él desde cero.

En medio del caos que provoca una planeación en todos sentidos, teníamos que realizar ensayos al mismo tiempo en que se montaban las escenografías; tachar y volver a escribir guiones, confirmar y cancelar agendas. Y así nos fuimos acostumbrando las semanas previas a nuestro primer día al aire; así nos fuimos haciendo a la idea de que a partir de ese momento éramos una familia, pues incluso pasamos más horas dentro de las instalaciones que en nuestra propia casa. Algo que tenemos en común todos, sin importar la profesión y oficio. Al trabajo se le llama normalmente el segundo hogar, a pesar de que pasamos más tiempo en él que en cualquier otro lado. Y cuando éste nos apasiona, esto cobra total sentido.

Llevamos siete años al aire. Tiempo en el que todos los involucrados hemos crecido. Nos hemos dado de topes en ocasiones, pero también hemos aprendido a realizar mejor televisión. En un mercado tan complicadamente competido —más por costumbre que por opciones— no ha sido sencillo formar parte de una barra programática que poco a poco se ha abierto a nuevas maneras de comunicar, con contenidos más inteligentes. Ha sido altamente gratificante ver que el público recibe bien historias menos rosas, más adecuadas a una realidad que exige ser mejor comprendida.

Todo lo que hemos realizado en Cadenatres, o en lo que a mí respecta, la Segunda Emisión de Cadenatres Noticias y Nada a Medias (aquel programa matutino que realizábamos hace siete años Vianey Esquinca, Mariana H y Rose Mary Espinosa) me han dejado maravillosos recuerdos. La fortuna de formar parte de un equipo que al tiempo se hace un lazo fraterno y de amistad.

Estamos contentos, no podíamos no estarlo. Son siete años de trabajar juntos, de haber visto nacer un proyecto al que hemos entregado el corazón. Un proyecto abierto a todas las voces y personajes.

Desde estas líneas, mi más profunda felicitación y agradecimiento a Olegario Vázquez Aldir, director general de Grupo Empresarial Ángeles; Ernesto Rivera, director general de Grupo Imagen Multimedia, e Ignacio Anaya, director de Cadenatres, por dirigir este barco como lo han hecho; por permitirme tripularlo.

Y claro, las gracias más sinceras al público que todos los días me deja informarlo y sí, también (porque así lo creo), por dejarme ser parte de su familia. Los primeros siete años de un proyecto que hemos visto nacer todos y que seguirá acumulando muchos más.

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red