Espejear

Def: Reflejarte en otro

COMPARTIR 
Julia Neumann 06/06/2014 00:00
Espejear

Cuando no conoces algo, es imposible que lo veas... Si no conozco la libertad, el poder o el dolor en mí, no puedo verlo en alguien más. Nunca había viajado en tour, pero por alguna razón, que no es casualidad, me encuentro en este momento en un camión subiendo junto con 13 espejos por las maravillosas montañas de Perú.

Unos me gustan más que otros, mas al final todos son parte de mí. El primero habla del amor incondicional, ese que habita en cada uno de nosotros; el segundo es el reflejo de la manipulación, donde ese amor no tiene cabida; en el tercero aparecen mis ancestros para recordarme de dónde vengo y a partir de ahí  tener más claro a dónde voy. El cuarto es ese espacio donde me reflejo en ese proceso de esfuerzo por desentumir mis alas; el quinto espejo es el del miedo, ese miedo a crecer, a dejar de ser esa niña insegura que duda si es que sola puede, aunque de pronto percibe ese destello, lograr el brillo de la independencia. El sexto espejo era el de los juicios, el séptimo espejo es el de la victimización, en el octavo apareció el mágico agradecimiento, contemplando mucho a mi noveno espejo me perdí entre el sueño y la realidad, y he caído en cuenta de que ambas realidades conviven y me gustan, en el siguiente vi ojos con ojos de frente a esa muerte tan necesaria para poder renacer, el que le sigue es el de la autenticidad, está también ese otro donde vi un alma que ha venido a compartirse en alegría e ilusión de superarse, por último me vi a mí... Reflejada en cada uno, sabiéndome humana y,por lo mismo, reconociéndome en la esencia de mis cómplices de este gran momento existencial. Cada persona que se cruza en tu camino es una posibilidad para expandirte o contraerte... Lo que no nos gusta de alguien es eso que en nosotros no queremos ver... Lo que admiramos es eso que reconocemos, y aquello que llegamos a envidiar es eso que puede impulsarnos a ser mejores... ¡La infinitud es esa abundancia que encuentro en cada ser, en cada cosa viva, en todo lo que existe! Gracias por todos esos miles de espejos donde habitan mis sueños, mis deseos, mis miedos, mi capacidad de amar y de asombrarme, por esos defectos y esas cualidades que descubro en la mirada, en la voz, en las ideas, la risa y hasta las lágrimas de toda esa vida que me rodea. ¿Espejito, espejito de verdad soy el más bonito? Definitivamente un espejo no es sólo un adorno que nos devuelve nuestra imagen por una cuestión de vanidad, el espejo es tu pareja, tus hijos, tus amigos, esa persona que te dice cualquier cosa por la calle... ¡Somos espejos y gracias a ellos somos capaces de cada día conocernos, aunque sea un poco más!

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red