Alexis Ayala cierra la página

COMPARTIR 
Gustavo A Infante 10/04/2014 00:00
Alexis Ayala cierra la página

Si hay un hombre querido dentro del medio del espectáculo es Alexis Ayala. Es un hombre que ha sabido ganarse el cariño no sólo de su público, sino de sus compañeros. Lo conozco desde hace muchísimos años, cuando él y yo empezábamos en nuestras respectivas carreras. Nos conocimos siendo muy chavos, y desde ese entonces debo reconocerle que siempre ha sido muy disciplinado. No de gratis logró llegar a donde está. Hoy es un actor, un buen actor. De hecho, cuando platicamos se lo dije: su personaje de judicial que hace en la telenovela Lo que la vida me robó es extraordinario; de verdad parece un judicial, y eso se logra no sólo con talento, sino con trabajo y profesionalismo, y mi querido Alexis lo ha cumplido al pie de la letra. Me dio gusto verlo, porque, a diferencia de otras ocasiones, hoy me encontré con un hombre diferente, es decir, me dio gusto verlo tan centrado, y no porque antes no lo fuera, sino que lo sentí tan seguro de lo que quiere y tan pleno, que me dio mucho gusto. Su matrimonio con Fernanda López está bien. Me cuenta que trabajan día a día para que su relación siga estable como hasta ahora. Cuando salió a la plática aquella etapa muy difícil que vivió junto con su pareja cuando nació su hija Roberta, me dijo que desea dejarlo en el pasado. No pretende estar acordándose de eso; ya cerraron la página y han seguido con sus vidas. Hoy, gracias a Dios, la pequeña es una niña sana que llegó a cambiar sus vidas. Para Alexis la llegada de Roberta lo ha ayudado a ser mejor padre, a entender a su hija mayor, Stephanie, de 25 años. Ha formado una linda familia con Fernanda. Mi querido amigo Alexis está dedicado al trabajo y a su familia, aunque no deja de lado su faceta como empresario, ya que se asoció con algunos amigos y son dueños del restaurante Santo Pescado, y déjenme recomendarlo ampliamente, porque además de ser un gran lugar, tengo que decir que la comida es deliciosa.

Omar Chaparro arma un show

No crean que mi querido Omar Chaparro armó un show por algún escándalo. Al contrario. Como el chavo disciplinado y profesional que es, anunció su nuevo espectáculo, que presentó en Los Ángeles con gran éxito. He tenido oportunidad de verlo en muchas ocasiones, y si a usted le gusta lo que hace en televisión, tiene que ver lo que Chaparro hace en una pista de centro nocturno. Es extraordinario. Tiene un manejo perfecto del escenario, sabe hacer muy bien su trabajo y por eso tiene el éxito que tiene, pero fíjense que me sorprendió mucho que en conferencia de prensa dijo que le gustaría adoptar un bebé junto con su esposa Lucy, una chava de primera. Ellos ya tienen tres hijos, pero no descartan la idea de agrandar la familia a través de la adopción y déjenme ponerme de pie ante esta declaración. No es broma, lo dijo en serio, y con eso compruebo el gran ser humano que es Chaparro y le aplaudo que quiera hacerlo porque sería como regresar un poco de lo mucho que la vida les ha dado. Es un chavo bendecido que donde se pare y donde lo pongan funciona. Es un chavo completo porque no sólo es un gran comediante, sino un actor que puede hacer cualquier tipo de personajes. Me da gusto que le vaya tan bien y que ojalá ese deseo de adoptar se cumpla.

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red