Corre Ciudad de México

Debo hacer patente mi inconformidad por las condiciones del asfalto.

COMPARTIR 
Federico Döring 31/08/2014 00:31
Corre Ciudad de México

Este domingo es uno de esos singulares días en los que se puede afirmar que  los capitalinos caben en la misma avenida sin importar sexo, edad, condición social, religión ni preferencias político partidistas, todos corriendo pero sin prisa, moviendo a la Ciudad de México en una sola ruta.

Para los que compartimos la afición a este deporte y para todos en general, este es un evento trascendente e importante, una ventana  al mundo. El Maratón de la Ciudad de México está ya considerado entre los 100 más importantes.

Paso a paso, a 32 años de su primera edición, va echando raíces y ya da algunos frutos; 11% de los participantes son extranjeros y algunos atletas de élite de Etiopía, Kenia, Japón, Alemania, EU, Perú y Argentina. Los profesionales, mexicanos y extranjeros, entienden que los dos mil 200 metros de altura de la ciudad y las condiciones de la ruta son una oportunidad para poner a prueba sus tiempos y resistencia rumbo a las competiciones de primer orden.

Una buena noticia es que el  Maratón de Boston otorgó en este año al Maratón de la Ciudad de México la certificación Boston Qualifier, es decir,  los tiempos de cada uno de los participantes de la competencia mexicana serán considerados como clasificatorios para poder participar en la próxima carrera de Boston. Aprovechando esta parada, sin  intención temeraria, para decir que pese a las condiciones de inseguridad pública que lamentablemente enfrenta el Distrito Federal, mientras que países como Inglaterra elevan sus alertas terroristas, aquí estamos muy lejos, y espero que nunca lleguemos a ello, de un incidente como el desafortunado acto terrorista que todos conocemos ocurrido en la propia meta del Maratón de Boston.

La policía nos asegura que las condiciones están garantizadas con los dos mil elementos dispuestos. Lo mismo se ha dicho con la asistencia médica en la que participan más de mil médicos de diversas instituciones federales y locales, desde Sedena hasta el ERUM. El transporte público está listo en horarios y tramos, hasta el popular 56581111 de Locatel recibirá las denuncias por extravío e informará de rutas alternas al maratón.

Si acaso, aunque habrá mejor ocasión, no puedo dejar de hacer patente la inconformidad por las condiciones del asfalto, y es que como el gobierno no hace su chamba todo el año, ahora en el #elmaratondelbacheCdMx los hoyos y coladeras abiertas, dentro y fuera de la ruta,  son un riesgo que deben sortear los asistentes .

Quedan muchos pendientes y cosas que mejorar, estamos lejos de los 200 millones de dólares que arrojan, por organización y condiciones, los grandes maratones como el de Nueva York, según las propias cifras del Bank Of América.

Las cámaras de comercio y turismo capitalinas estiman en aproximadamente 109 millones de pesos el beneficio económico, advierten que falta difusión nacional e internacional del evento, puesto que 58% de los participantes son chilangos, siendo los representantes de 31 estados y 27 países, que suman alrededor de 29 mil visitantes, los que aportan 90% de las ganancias que dejara el maratón. En fin, ya está claro que con la  barridita en las calles y obras de último momento no se detonará todo el potencial económico que tiene el evento.

Quiero desearle toda la suerte a los 20 mil participantes, a las corredoras y a los corredores, pero fundamentalmente aquellos que no sólo ponen a prueba su capacidad atlética, sino también su voluntad de hierro y determinación de seguir adelante, poniendo ejemplo de que el único impedimento físico y mental insuperable es el de creer que sólo los demás son capaces de cruzar la meta.

Comparte esta entrada

Comentarios