Rendición de cuentas y transparencia por televisión

El primer reto del proyecto del Canal Legislativo de la Asamblea del Distrito Federal es entender que no es el canal de los diputados.

COMPARTIR 
Federico Döring 26/01/2014 00:01
Rendición de cuentas y transparencia por televisión

Para que el Canal funcione debemos estar todos en la misma frecuencia. El primer reto del proyecto del canal legislativo de la Asamblea del Distrito Federal es entender que no es el canal de los diputados, que no es una plataforma adicional de promoción política personal, que no es una extensión de la sala de prensa y, fundamentalmente, que no es un apéndice del PRD en la ciudad.  Debe ser el canal de los electores y los ciudadanos.

Manuel Gómez Morin advertía que: “El bien mal es hecho es peor que el mal en sí mismo”. La VI Legislatura tiene el reto de hacer de este hecho inédito algo bueno para la ciudad, un patrimonio de los ciudadanos. Pero si la asamblea no cumple con este principio, la buena idea del diputado presidente de la Comisión de Gobierno y la colaboración del jefe Gobierno del Distrito Federal se habrán desperdiciado.

El grupo parlamentario de Acción Nacional propuso ya reformas y adiciones a la Ley Orgánica para hacer del canal de la ALDF algo similar a la estructura del Canal del Congreso Federal, con un titular nombrado por la Comisión de Gobierno y ratificado por el Pleno, no por un burócrata sino por alguien que responda a todas las fuerzas políticas; una comisión bicameral que fiscaliza la equidad y el actuar del titular y de todos los funcionarios del canal.

Es preciso garantizar que los contenidos sean pensados en función de la fiscalización del trabajo legislativo; espacios que ofrezcan a los ciudadanos más y mejores elementos de información de lo que hacen y dejan de hacer sus representantes. Todas las voces de la ciudad deben caber, lo mismo los organismos sociales y empresariales, que la academia y los órganos autónomos, la programación debe enriquecerse con muchos espacios de debate y de reflexión aun sin la presencia de diputados.

Debemos encontrar pronto un piloto con pericia y compromiso que aterrice el proyecto. No podemos esperar a que para este Canal el encargado se tarde un año y medio en presentarnos un plan de trabajo, necesitamos de alguien que entienda que la censura no es una virtud de la comunicación y que evite que en el canal de la ALDF se repitan hechos como el incidente lamentable del 17 de septiembre cuando alguien cortó la señal de los partidos de oposición durante el primer Informe de Gobierno de Miguel Ángel Mancera.

La creación de este canal de televisión es sin lugar a dudas el hecho más trascendente y quizás el esfuerzo más importante que se llevará a cabo en el marco del 25 aniversario de este órgano legislativo.

 

Comparte esta entrada

Comentarios