FRUSTRAN REVENTÓN

COMPARTIR 
El Santo 23/12/2013 00:27
FRUSTRAN REVENTÓN

>Después de que el viernes dimos a conocer la organización de una fiesta after en el embarcadero Fernando Celada, en Xochimilco —eventos masivos que han sido recurrentes en esta demarcación—, las autoridades delegacionales aplicaron un operativo para “inhibir” esta celebración.

A través de una llamada telefónica, se nos informó que se desplegaría personal para no permitir esta fiesta, convocada por Neon Knights Crew, y se exhortó al dueño del establecimiento y al organizador para no realizarla.

Nos informan que al lugar se trasladaron el director general Jurídico y de Gobierno, Sergio Fontes Granados, y el director de Gobierno, Tito Cruz Alvarado, acompañados por personal de la Dirección Jurídica y de Gobierno, y por elementos de la Coordinación de Seguridad Pública. Ambos funcionarios delegacionales han sido señalados como los responsables de permitir la realización de estos eventos, lo que el jefe delegacional ha deslindado y pedido que se presenten pruebas contundentes. Ya en esta zona, según autoridades, el dueño reconoció que rentó el lugar sin conocer las consecuencias legales y accedió a la suspensión inmediata de la fiesta, decisión que los organizadores se vieron obligados a aceptar. No obstante, a pesar de enviar un par de fotos sobre dicho operativo, las imágenes no dan prueba de que se llevó a cabo tal acción, sólo aparecen tres jóvenes con una piñata en la entrada del establecimiento.

DECÁLOGO

>Ante los posibles actos de corrupción que pueden darse en los 10 Centros de Reclusión del DF, se promueve un decálogo establecido en la Ley de Reclusorios.

Destacan los servicios que reciben los internos, éstos son gratuitos y no está permitido que les cobren; si es así, denuncien. También, el interno tiene derecho a entrar en contacto con su representante legal en cualquier momento y tiene derecho a desempeñar un trabajo con remuneración económica, la cual no será menor al salario mínimo vigente en Distrito Federal.

El tratamiento médico es obligado, cuando un interno padezca problemas de adicciones, los familiares de éstos pueden visitarlos mínimo una vez a la semana; la visita no tiene costo.

A pesar de que estos ordenamientos quedan establecidos, el propio subsecretario del Sistema Penitenciario, Hazael Ruiz, dijo hace unos días a reporteros que era difícil “ganarles” a los padrinos que controlan estos actos. Sin embargo, se comprometió a que habría vigilancia especial, sobre todo en los túneles de acceso a los juzgados, sitios en los que se reporta corrupción y extorsión. “No les voy a ganar, pero me comprometo a caminar los reclusorios para tener el contacto directo, ya que por mucho tiempo se dejó de hacer”, dijo en el funcionario.

Comparte esta entrada

Comentarios