¡ExCirilo se casó!

Trata de ser honesta contigo misma y canaliza esa rabia que sientes.

COMPARTIR 
Anna Bolena Meléndez 22/04/2014 00:00
¡ExCirilo se casó!

“Estimada Cirila: Estuve casada por 14 años con un hombre que no quería tener hijos y esa decisión era irrevocable. Yo le dije que cero problema, yo tampoco quería ser mamá (¡ups!). Así fueron las cosas, tras casi 15 años de matrimonio y sin hijos, nos divorciamos, en súper buenos términos.

“Cuando llevábamos un año de habernos divorciado, me comentó (pues de repente nos hablábamos a saludarnos) que había conocido una chica, mucho más joven que él y que estaba muy contento. Yo tranquila, como que desde que nos divorciamos me hice a la idea que algún día, él o yo, nos volveríamos a enamorar y pues tenía que tener claros mis preceptos.

“Locuras de la vida, nos encontramos en Pericoapa, yo con un chongo dominguero espantoso, él con su nueva novia (no lo puedo negar, la chica es muy guapa). Obvio, momento incómodo, pero lo superamos. Poco tiempo después, por ahí unos ocho meses, me llamó para contarme que se casarían. Por un momento pensé que me daría un infarto la noticia (claro, yo soltera, dolía más), pero la verdad que tampoco me dio tan duro, bueno… según yo.

“Se casaron. Obvio, me entero de muchas cosas de ellos por las redes sociales (¡malditas sean!), pero la peor fue hace pocos días cuando me enteré de que ella está embarazada. Entonces no pude más y lo llamé, me enojé mucho porque la verdad es que yo sí habría querido tener hijos, ya se me fue el tren en ese aspecto y ahora él sí va a tener un hijo cuando conmigo fue un no rotundo. Me dijo que entendía mi enojo, pero que la vida le cambió con ella y que se le antojó tener un hijo.

“Nuestra maravillosa relación post divorcio se acabó, porque obvio, al calor del ardor, me desahogué de muchas cosas que aparentemente tenía adentro y ni yo sabía. Me siento mal, conmigo, con él y hasta con su nueva esposa, ¿qué hago?”

Cirila, Cirila, Cirila, antes que nada tienes que estar agradecida por haberte podido dar cuenta de cómo, en verdad, te sentías. Muchas veces, con tal de no hacerle más hueco al hoyo, nosotras mismas nos vendemos ideas y nos las creemos, como tú al aceptar no querer tener hijos.

Infortunadamente, el tiempo no se puede regresar y hacer algo al respecto no es una posibilidad, por eso mi principal recomendación es que no te des duro por ese lado porque así es como la vida y tú decidieron que fuera.

El hecho que tu ex se haya vuelto a casar debe de ser duro, sobre todo, como tú misma lo dices, cuando se está soltera. Las Cirilas mustiamente deseamos ser las primeras en ser felices con alguien antes que ellos, pues de lo contrario uno se siente miserable. Pero unas veces se está arriba, otras abajo.

Mi consejo es sencillo: trata de ser honesta contigo misma y canaliza esa rabia que sientes. Se vale cambiar de opinión en el camino, se vale que al final del día tu ex haya querido un hijo, lo que no se vale es que se lo reclames por dos motivos: el primero porque no sirve de nada y el segundo porque tú te casaste bajo esa condición.

También se vale para ti la oportunidad de un hijo, yo no soy quién para recomendártelo, pero muchas mujeres, hoy en día, adoptan como madres solteras, le dan la oportunidad a un niño de una familia y no se quedan con la necesidad tan femenina de ser madre.

Como ves hay formas para equilibrar las decisiones del pasado. Te recomiendo que no te enganches en ese malestar con tu ex, si tenían una buena relación recupérala, ofrece disculpas y deséale de corazón que sea feliz. Así, tú también podrás ser feliz.

                www.twitter.com/AlasdeOrquidea

                Annie@TaconesyCorbatas.com

                www.taconesycorbatas.com

                www.alasdeorquidea.com

                www.facebook.com/AlasdeOrquidea

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red