La atención de urgencias médicas en México

Hace diez años, en México hubo un total cercano a 260 millones de consultas clínicas en el Sistema Nacional de Salud

COMPARTIR 
Alfonso Aguilar 16/03/2014 00:03
La atención de urgencias médicas en México

SALUD. Las estadísticas revelan que una de cada dos personas durante una época de su vida requerirá ser atendido en un servicio de urgencias por alguna agudización de su enfermedad general, por padecimientos derivados de condiciones violentas; esas que hoy vienen proliferando. En México su incremento principalmente de debe a los  accidentes de tránsito así como la presencia de la delincuencia organizada, particularmente la prohijada por los narcotraficantes. Es el médico especialista en urgencias, que auxiliado por los recursos científicos y tecnológicos apropiados, quien tiene que brindar con competencia una rápida, oportuna y eficiente atención proporcionando una toma temprana de decisiones para limitar el daño, disminuir las secuelas, acortar el tiempo de convalecencia e inclusive, en los casos que lo ameriten, permitir una muerte digna del paciente apegado a las normas clínicas establecidas por la comunidad. El médico especialista en medicina de urgencias es el pilar de este servicio asistencial.

Os comento que de acuerdo con la información proporcionada por el INEGI hace diez años (2004), en México hubo un total cercano a 260 millones de consultas médicas en el Sistema Nacional de Salud, de las cuales 26 millones fueron otorgadas en los servicios de urgencias públicas; más un millón y medio que se suministraron en instituciones privadas. Por lo que respecta a los servicios de urgencias se dio un total cercano a 27 millones de atenciones que representaron 10.4%. Según estas cifras, anualmente 26% de la población nacional requirió ser atendido en dicho tipo de servicios.

Os recuerdo que la creación de la especialidad de emergencias médicas y sus regulaciones sanitarias se han ido incrementando. En nuestro país, fue en 1985 después del terremoto en la Ciudad de México cuando se puso en evidencia que en el sector salud, aún cuando ya contaba con servicios de urgencia en las distintas instancias gubernamentales (Secretaría de Salud, IMSS, ISSSTE y otras) no estaban en condiciones de enfrentar un desastre de tal magnitud pues no se contaba con personal calificado en atención de urgencias. La necesidad de formar personal médico especializado se convirtió en un reto para las instituciones de salud, con el apoyo de las educativas. A partir de estos antecedentes surgió el Curso de Urgencias Médico Quirúrgicas que formalmente fue iniciado en la sede clínica del Hospital General de  Balbuena del entonces Departamento del Distrito Federal, cuya primera generación se inició en marzo de 1986 egresando en febrero de 1988. Desde entonces ha ido aumentando el número de alumnos matriculados y sedes hospitalarias. La creación de la especialidad generó a la par, la de los cuerpos colegiados que regulan su Certificación y Revisión de los programas educativos médicos para garantizar a los pacientes la seguridad de ser atendidos por profesionales dedicados a la asistencia especializada en los trastornos médico o quirúrgicos, que denovo se presentan súbitamente.

TRES APOSTILLAS. Así, en 1989 se fundó la Sociedad Mexicana de Medicina de Urgencia A.C. Para 1992 se constituyó el órgano certificador del Consejo Mexicano de Medicina en Urgencias A.C. En octubre del 99 las Academias Nacional de Medicina, Mexicana de Cirugía, y el Comité Normativo Nacional de Consejos de Especialidades le otorgaron el aval de idoneidad. El Consejo Mexicano de Medicina en Urgencias A.C. hoy cuenta con alrededor de 700 médicos certificados.-----Ahora existen dos sociedades médicas de la especialización: la Sociedad Mexicana de Medicina de Emergencias y la  Asociación Mexicana de Medicina de Urgencias que están afiliadas a diversos organismos internacionales en éste campo, como son la International Federation for Emergency Medicine y la World Association for Disaster and Emergency Medicine.-----La ventaja de contar con personal médico especializado en medicina de urgencia, pronto resultó insoslayable para el resto de  las instituciones. De tal manera que en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) comenzaron los cursos en 1991 con sedes en las delegaciones del Distrito Federal y otras entidades federativas del país. Por su parte la Secretaría de Salud se sumó a la formación de urgenciólogos a partir de 2002, cuya primera sede fue el Hospital General “Manuel Gea González”. Continúo la tendencia a sumarse a este esfuerzo y entonces tocó el turno al ISSSTE que comenzó en tres Hospitales Regionales: Adolfo López Mateos, Primero de Octubre e Ignacio Zaragoza. SALUD Y SALUDOS.

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red