Entierran propuesta mariguana

Los legisladores insistirán porque reciben una gran cobertura mediática.

COMPARTIR 
Adrián Rueda 20/02/2014 00:00
Entierran propuesta mariguana

Por si alguna duda quedaba, ayer el secretario de Salud del DF, Armando Ahued, fue claro al señalar que la dependencia a su cargo de ninguna manera apoyará la instalación de centros de abasto de mariguana en el DF, y que ve inviable su aprobación.

Dijo que el hecho de abrir tiendas para adquirir la yerba, inevitablemente promoverá su compra para uso recreativo, no sólo terapéutico, por lo que no sería adecuado ponerla al alcance de la población.

La declaración de Ahued cobra especial relevancia, sobre todo porque el año pasado, cuando el PRD empezó a hablar del tema y salió a decir que no estaba de acuerdo, recibió tremendo regaño de Miguel Ángel Mancera por andar yéndose por la libre.

Si ahora el secretario de Salud reprueba públicamente la idea —sobre todo en el propio recinto de la Asamblea Legislativa—, es que debe tener el aval del jefe de Gobierno del DF para darle sepultura al proyecto.

Entre otras razones, el funcionario argumentó que el Sistema de Salud del Distrito Federal se colapsaría ante el incremento de adictos, que no estaría en condiciones de brindarles atención.

Para rematar, el doctor Ahued pronunció una frase lapidaria en la misma casa de los diputados que impulsan la propuesta sicodélica, como para que se pongan a trabajar en algo serio: “Tenemos que procurar el bienestar y la salud, y la no adicción de la población”.

Uno de los efectos de la yerba, se defienden los impulsores, es que su consumo relaja, “baja las pilas” al consumidor. El reporte médico indica que una dosis llega a relajar tanto que la persona pierde reflejos, sentido de la realidad y capacidad de reacción, por lo que se vuelve un peligro al volante, en el Metro, cocinando o caminando en la calle.

Seguramente el funcionario llevaba línea del GDF, porque de lo contrario significaría que tendría que arreglar su escritorio y empezar a vaciarlo.

Como quiera los legisladores, a sabiendas de que su iniciativa nació muerta, insistirán en que el tema se debata, por la sencilla razón de que reciben una cobertura mediática que nunca soñaron tener; lo de menos es si se aprueba, eso ya no les importa.

Si la sociedad no había oído hablar de Vidal Llerenas, Esthela Damián o Fernando Belaunzarán, ahora son estrellas incluso de las cadenas gringas que vienen a cubrir la Cumbre de Toluca y los buscaron para entrevistas; se volvieron internacionales.

¡Ah!, por cierto, ahora hasta la Comisión de Derechos Humanos del DF salió embarrada, pues la diputada panista Laura Ballesteros exigió que la presidenta Perla Gómez se pronuncie públicamente al respecto, lo cual le puede acarrear problemas.

CENTAVITOS… De entre tantos espectaculares políticos que abundan por la ciudad, llaman la atención los que difunden la imagen —por cierto pasada de Photoshop— de la diputada local Ariadna Montiel. Y es que el mobiliario, que incluye anuncios en valet parking, pertenece nada menos que a Ricardo Escoto Núñez, llamado zar de los espectaculares y al que se acusa de haber sido favorecido muchos años por Marcelo Ebrard… Aprovechando el desconcierto y la división al interior del PRD, en la ALDF ha surgido el G13, un grupo de legisladores amarillos que forman un bloque para incidir en las decisiones legislativas de Donceles. Si existe este grupo de 13 diputados y aparte 12 de IDN, ¿entonces con quién jalan los ocho restantes?... La Reforma Política del DF va en serio y ayer Mancera citó en el Zócalo a delegados, diputados y dirigentes perredistas para encarrilar su aprobación y alinear a todos, pues supone que de un momento a otro se hará el anuncio oficial en el Senado… Por cierto, sobre lo que ha dejado correr la diputada priista Alejandra Barrios con respecto a que le gustaría que Andrés Aguilera fuera su candidato en la Cuauhtémoc para 2015, tendrá que irse olvidando, pues dicen que al cachorro del exregente Manuel Aguilera nadie la ha preguntado, y que además está buscando tomar otros aires.

Comparte esta entrada

Comentarios

Lo que pasa en la red