Camarones gigantes invaden el Golfo de México

Alertaron sobre la posibilidad de que se trate del camarón tigre asiático que crece al tamaño de las langostas y se comen a los pequeños camarones

COMPARTIR 
07/05/2012 13:45 Eduardo Cabrera

MÉRIDA, 7 de mayo.- Pescadores del Golfo de México reportaron la aparición de una especie de camarón gigante en aguas de Ciudad del Carmen, Campeche, y alertaron sobre la posibilidad de que se trate del camarón tigre asiático que crece al tamaño de las langostas y se comen a los pequeños camarones nativos.

En un principio se pensó que se debía a una mutación ocasionada por el derrame petrolero causado por la empresa British Petroleum en 2010, lo cual fue desmentido por científicos del Departamento de Recursos del Mar del Cinvestav-Mérida.

Pescadores de esta zona reportaron a Grupo Imagen Multimedia la aparición un crustáceo de más de 30 centímetros de largo pero sin ningún tipo de color o pigmentación. Se cree que podría tratarse de una variedad del camarón tigre gigante, nativo de Asia, del que se han reportado numerosos avistamientos a lo largo de la costa sudeste de EU y en el Golfo de México, lo cual mantiene preocupados a los biólogos federales del vecino país del Norte.

Ricardo Méndez Fernández, comerciante de mariscos de la región relató que cada vez van llegando especies que los pescadores nunca habían visto en la zona.

"Fue una gran sorpresa ver un camarón de este tipo. No tiene color, o rayas, parece totalmente albino. Enseguida nos llamó la atención por su enorme tamaño, aunque no sabemos si esto llegará a ser un beneficio o un perjuicio para la industria culinaria", señaló, al tiempo de compartir la foto del camarón gigante en su cuenta de facebook.

Y es que se sabe que el camarón se come a sus primos más pequeños, y los avistamientos masivos de los crustáceos han aumentado diez veces en el último año, dicen los biólogos.

El camarón asiático es negro a rayas blancas, puede crecer hasta 33 centímetros de largo y pesar un cuarto de libra (110 gramos), en comparación con los 20 centímetros y un poco más de 30 gramos para el camarón blanco, marrón y rosado.

Los científicos temen que los camarones tigres sean portadores de enfermedades y compitan con el camarón nativo.

Ambos pueden ser consumidos por los seres humanos. Sin embargo, puede ser el inicio de una calamidad ecológica para la costa este de Estados Unidos, de acuerdo con un reporte del científico James Morris, de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de los Estados Unidos.

Ahora los científicos han pedido a los Pescadores de la Costa Este que reporten avistamientos del camarón tigre asiático en un esfuerzo para rastrear la posibilidad de alguna invasión del enorme crustáceo que al parecer, ya llegó a las aguas del Golfo de México.

"Debido al tamaño poco común de la especie, se cree que es una mutación, pero es poco probable que una alteración genética de este tipo se logre en poco tiempo", afirmó el investigador Jorge Herrera Silveira, científico del Departamento de Recursos del Mar, de Cinvestav-Unidad Mérida.

Mientras, científicos de los Estados Unidos están esperanzados de obtener, vía el análisis de ADN, cómo los migrantes asiáticos habrían arribado a sus costas.

La última granja de camarón tigre de EU cerró en Florida en 2004, sin siquiera conseguir una buena cosecha, de acuerdo con una hoja de datos del USGS sobre la especie.

Informes de camarón tigre en aguas de Estados Unidos aumentaron de unas cuantas docenas, 21, en el año 2008, a 47 en 2009, 32 en 2010 y a 331 el año pasado, desde Carolina del Norte hasta Texas.

Síguenos en Twitter: @Excelsior_Mex

 

jpg

Relacionadas

Comentarios